Despliega el menú
Real Zaragoza

real zaragoza

El Real Zaragoza espera a un acuerdo global para bajar los salarios un 20%

El club, que negocia con la plantilla y hará un ERTE al resto de empleados, pendiente de la respuesta de los futbolistas tras la reunión de ayer entre La Liga y el sindicato de jugadores (AFE)

Javier Tebas (LFP) y David Aganzo (AFE), en una reunión entre ambos de hace unos meses.
Javier Tebas (LFP) y David Aganzo (AFE), en una reunión entre ambos de hace unos meses.
LFP

La rebaja de salarios en la plantilla profesional del Real Zaragoza avanza paso a paso en sus negociaciones internas. Y, además, ayer quedó a expensas de las derivadas de una importante reunión celebrada entre La Liga (LFP) y el sindicato mayoritario de futbolistas (AFE). En ese encuentro telemático entre Javier Tebas y David Aganzo –los responsables en ambos entes–, la LFP buscó un objetivo único: hallar un acuerdo global que ayude a los clubes y SAD a definir el porcentaje de salarios que han de rebajar a sus elencos profesionales de manera que, esa maniobra, se ejecute en un marco común para la mayoría de ellos, si eso es posible.

Para ello, la LFP trasladó a la AFE unas cifras, una tabla con tres apartados muy simple e intuitiva. Un método que contempla todas las opciones a futuro próximo: que no se juegue (situación actual), que se juegue un día a puerta cerrada o que se termine jugando en algún momento de nuevo con los estadios con público.

Tebas pidió a Aganzo que trasladase esa proposición a todos los jugadores de la liga española (Primera y Segunda) para que, en pocas horas, todos las valoren y se pueda encontrar de inmediato un refrendo mayoritario para ayudar así a los dirigentes de las SAD a tomar esta delicada decisión de recortar los emolumentos. Un paliativo obligado para evitar problemas de supervivencia a causa de la crisis del coronavirus Covid-19.

Mientras no se juegue

En las actuales circunstancias de parálisis completa, sin competición, La Liga propone que los futbolistas de los equipos que juegan Champions League (Barcelona, Real Madrid, Atlético de Madrid y Valencia) se rebajen el 25% de los emolumentos que tienen firmados en sus contratos anuales. Otro escalón es para los clubes que están en Europa League (Sevilla y Getafe), cuyos jugadores se bajarían el 22,5%. Y, el resto, tanto los de Primera que no están en competición continental como los de Segunda División, reducirían sus sueldos el 20%. Aquí, obviamente, quedaría encuadrada la plantilla del Real Zaragoza.

Si se juega a puerta cerrada

En el caso de que un día se pueda volver a jugar, a puerta cerrada, Tebas insta a un cambio inmediato de condiciones: los de Champions se rebajarían a partir de ese momento el 10%, los de Europa League el 5, 5% y el régimen general para el resto sería el 3%.

Si se juega con público

Y, en el hipotético y tercer caso de que se llegara a jugar –en otra fase de lo que resta de liga– en estadios con público y con las puertas abiertas de nuevo, la LFP sugiere que los equipos de Champions se limen desde ese instante el 5%, los de Europa League lo hagan un 3,5% y el resto, con el Real Zaragoza y todos los de Segunda en este rango, lo hagan un 2,5%. 

Se trata de un punto de partida cuyo fin es limar asperezas entre futbolistas y clubes y marcar unas coordenadas que sirvan para lograr los anhelados acuerdos. La LFP ha querido aportar herramientas para que la mayor parte de los equipos se muevan en términos similares en los perentorios recortes salariales que van a ejecutarse por fuerza en esta crisis.

El Real Zaragoza, expectante

En el seno del club zaragocista, en las diferentes reuniones vía internet que han llevado en los últimos días sus dirigentes con los capitanes y representantes del vestuario (Zapater, Ros, Cristian Álvarez, Eguaras y Guitián), la entidad ha manifestado siempre su deseo de no aplicar un ERTE (Expediente de Regulación Temporal de Empleo) a la plantilla profesional, figura del derecho laboral que sí se prevé para el resto de empleados de la sociedad, los de oficinas, Ciudad Deportiva y el estadio.

La intención de los regentes del Real Zaragoza es negociar una rebaja consensuadadel salario de cada futbolista y pactar con ellos personalmente, sin tener que recurrir al procedimiento legal del expediente regulador. La LFP dejó anoche unas guías a seguir, si se consideran válidas. Los jugadores zaragocistas, a los que se sumarían el entrenador, Víctor Fernández; su segundo, José Luis R. Loreto; el prepardor físico Roberto Cabellud; y los miembros del área deportiva Lalo Arantegui y José Mari Barba, se rebajarían así un 20% sus percepciones, por ahora. Falta saber la respuesta de la plantilla.

Etiquetas
Comentarios