Despliega el menú
Real Zaragoza

real zaragoza

Víctor Fernández llama a la comunión perfecta entre el equipo y la afición

El entrenador del Real Zaragoza sugiere la reactivación de los viejos ambientes 'futboleros' de La Romareda en los tiempos gloriosos de los títulos y los éxitos: es el aderezo necesario para lograr el ascenso a Primera.

Víctor Fernández dialoga con Loreto, su ayudante, en el ensayo de este viernes.

Víctor Fernández llama a la comunión perfecta entre el equipo y la afición. En los últimos días, el sueño del entrenador aragonés es poder reencontrarse con aquellos ambientes de zaragocismo en vena que gestaron en La Romareda los grandes triunfos en la Liga, en la Copa e, incluso, en las competiciónes europeas. Víctor, viejo sabio del lugar, considera que ese envoltorio se hace indispensable de aquí a mayo para que el ansiado ascenso a Primera cuaje en realidad de la mano del buen juego de la plantilla.

«Nuestra pelea está en la liga y ahí se va a centrar la afición. Tenemos que generar un ambiente caliente, deportivo, de entusiamo de la grada con el equipo y del equipo con la grada. Algo que haga mucho más difícil el trabajo a los rivales que pasen por La Romareda. Con esa comunión, no digo que sea más fácil, pero tendremos siempre más opciones de ganar. Es lo que yo espero en lo sucesivo», dijo ayer por la tarde el técnico del barrio Oliver tras el último entrenamiento de la semana.

«El ambiente es crucial. Tenemos la necesidad de convertir el juego nuestro en La Romareda en una virtud. Darle espectáculo a la gente para que se siente feliz y satisfecha. Y, así, lograr un ambiente caliente, agradable, futbolero y entusiasta que, al final, si se da, ayuda muchísimo a los futbolistas en los partidos grandes», insistió Víctor en otra fase de su discurso.

Se palpa un giro trascendental en el modo de afrontar los partidos desde dentro del equipo. Algo ha cambiado para bien y necesita del refrendo continuado de los resultados. El cupo de errores en casa debería estar ya cubierto. «Tenemos talento, identidad y espíritu. El Zaragoza es un equipo joven que, a medida que avanza la competición, está mostrando señales objetivas de mejora y crecimiento. Estamos compitiendo. Y cuando tienes calidad, las opciones de lograr resultados buenos en cualquier campo. Este grupo sabe afrontar la responsabilidad y responder a las exigencias», ponderó en positivo a sus jugadores. Todo fueron guiños para lograr, desde hoy, valores añadidos en los partidos en La Romareda. 

Etiquetas
Comentarios