Despliega el menú
Real Zaragoza

real zaragoza

Alrededor de 12.000 espectadores viendo al Juvenil... por segunda vez en un mes

La Romareda volvió a arropar a sus jóvenes jugadores en la goleada 5-0 frente al Apoel de Nicosia, otro registro de afluencia histórico en el estadio aragonés.

Partido Real Zaragoza Juvenil-Apoel Nicosia
Partido Real Zaragoza Juvenil-Apoel Nicosia
Daniel Marzo

Seduce el Real Zaragoza Juvenil a la afición blanquilla. Llama la atención el poderío que destilan los chavales que dirige Iván Martínez y que, el año pasado, hicieron historia en la vida del casi nonagenario club zaragozano al ganar la liga y el campeonato de España de campeones. Este miércoles, en una tarde otoñal con los primeros síntomas de que el tiempo ya va entrando en fase de frío y cierzo molesto, en horario laboral y escolar de un día de hacienda y lectivo (el duelo empezó a las 17.00), La Romareda volvió a ser un termómetro del sentir de la afición por estos lares. El resultado, además, 5-0 ante el Apoel de Nicosia redondeó la fiesta. 

El equipo de promesas adolescentes, el del tercer escalón del club (por debajo del filial de Tercera), llevó de nuevo la algarabía a un graderío que ha descubierto la seducción del fútbol juvenil y disfruta viendo estos duelos internacionales, inéditos hasta ahora y que quedarán para la historia. Como un mes antes, en el estreno ante el Kielce polaco, unos 12.000 seguidores cubrieron la tribuna de preferencia y parte del gol norte. Y nadie se movió hasta el final. En Zaragoza hay ganas de fútbol agradable. Hay ansias por aquellas noches europeas, de partidos de otra índole a la que obliga cada semana la áspera Segunda División con el primer equipo. Esto es un soplo de aire fresco. 

La cifra de 12.000 personas en un encuentro Juvenil no tenía precedente en Aragón hasta hace unas semanas (en el partido de ida ante el Korona Kielce) y es muy complicado encontrar una similar en un partido de la categoría en toda España, en la que lo habitual es que los jugadores de esa edad (de sub-17 a sub-19) sean acompañados, en el mejor de los casos, por poco más que familiares y amigos cercanos. Tampoco en Segunda División, o incluso en algunos estadios de Primera, se reúnen cada fin de semana una cantidad tan elevada de aficionados como la que han arropado al Juvenil en las dos primeras eliminatorias de la Youth League. Premio para el zaragocismo. 

Etiquetas
Comentarios