Real Zaragoza

real zaragoza

"La recuperación de Zapater... no es lo que esperábamos"

Víctor Fernández muestra su preocupación y desencanto por no haber podido contar con el capitan en toda la pretemporada tras el tratamiento con células madre iniciado en mayo para sanar la lesión en una rodilla.

Alberto Zapater, en la Ciudad Deportiva.
Alberto Zapater, en la Ciudad Deportiva.
Guillermo Mestre

Preocupa Alberto Zapater en el seno del cuerpo técnico del Real Zaragoza. El capitán se va a pasar toda la pretemporada en blanco. Literalmente. No habrá pisado un terreno de juego para entrenarse con el resto de la plantilla en ningún momento cuando la liga comience el próximo día 17, ya en la semana que viene. 

El jugador de Ejea de los Caballeros está siguiendo un minucioso plan médico, con tratamiento con células madre, que intenta sanar el dolor que le produce, tiempo atrás, el tendón rotuliano de la rodilla derecha. Pero los plazos previstos inicialmente no se han cumplido. 

Víctor Fernández, el entrenador zaragocista, fue muy claro al respecto en su comparecencia antes del partido de presentación del equipo, en la noche de este miércoles ante el Alavés en La Romareda. "A Zapater le pregunto casi diariamente, cada vez que coincidimos. Lleva una preparación individual con Andrés Ubieto y los fisios y no hace ningún tipo de trabajo con el grupo. No es lo que esperábamos. Honestamente. Esto no era lo que esperábamos", manifestó el técnico con cierto tono de amargura.

Zapater aguantó con dolores importantes la recta final de la temporada pasada, cuando fue pieza fundamental en varios partidos donde el Real Zaragoza se jugaba literalmente la vida, la supervivencia, pues peleó hasta el final por no bajar a Segunda B. Sus últimos minutos los jugó en Almendralejo, en la victoria por 0-3 ante el Extremadura que casi dio la vida al equipo a falta de 4 jornadas. En el partido siguiente, el triunfo por 4-2 ante el Sporting de Gijón, el cincovillés estuvo en el banquillo. Ahí, una vez se consumó el objetivo de la salvación, él, los médicos y el club decidieron parar en seco y empezar el tratamiento médico. Era el 21 de mayo.

Así que, anticipando el proceso biológico tres semanas antes de acabar la liga, se consideró que Zapater iba a llegar bien a la fase preparatoria actual. Pero no ha sido así. "Esperábamos que, después de que lo paramos 3 o 4 semanas antes de acabar la pasada liga, con ese tratamiento y el verano de por medio, pudiera hacer la pretemporada. Pero, desgraciadamente para él y para el equipo, no hemos podido contar con él. Ni siquiera ha podido participar con el grupo", se lamentó Víctor Fernández en su reseña al caso del capitán.

Y el técnico aragonés terminó su frase con cierta desazón: "Tampoco sabemos cuál va a ser su fecha de regreso a la normalidad. Es así de claro". El '21' zaragocista, vistas las cosas, hace días que no trabaja con prisa. El devenir de los acontecimientos, desde un punto de vista médico, ha derivado en trabajar con calma, con paso firme, hasta lograr un rendimiento adecuado. 

Así que, ya con la seguridad de que Zapater no estará en el arranque liguero en condiciones mínimas de participar con el equipo, queda en suspenso el momento exacto en el que pueda reintegrarse al grupo. A efectos de los cálculos numéricos de Víctor Fernández para el andamiaje de su plantilla, el capitán está, pero no está. Un inconveniente. 

Etiquetas
Comentarios