Despliega el menú
Real Zaragoza

Dos exámenes seguidos lejos de La Romareda

El Real Zaragoza debe refrendar la recuperación exhibida desde la llegada de Víctor Fernández en sus dos próximos desplazamientos: Las Palmas y Lugo.

Los jugadores zaragocistas celebran el triunfo frente al Oviedo.
Los jugadores zaragocistas celebran el triunfo frente al Oviedo.
José Miguel Marco

Desde la llegada de Víctor Fernández el Real Zaragoza ha revivido, retomando la senda de las victorias, escapando de la temida zona de descenso y, sobre todo, recuperando las buenas sensaciones. El reciente triunfo frente al Real Oviedo en La Romareda ha refrendado la línea positiva emprendida por el equipo bajo la batuta del entrenador zaragozano.

Sin embargo, el calendario depara ahora dos exigentes compromisos en los que corroborar esta inercia tan admirable. Se trata de dos salidas consecutivas, lejos del calor de la afición blanquilla, en las que se testará la fiabilidad de una reacción que ha devuelto la alegría y las esperanzas.

La primera cita será el próximo lunes en un estadio de infausto recuerdo para la historia reciente del zaragocismo. El Estadio de Gran Canaria, la casa del Las Palmas, acogió en junio de 2015 una derrota que pudo cambiar la historia de la entidad aragonesa. La escuadra entrenada por Ranko Popovic, que acudía con una ventaja de 3-1 al choque decisivo por el ascenso a Primera, perdió 2-0, con el cruel segundo gol anotado por Sergio Araujo en el minuto 84.

Menos de cuatro años después, ambos equipos se reencuentran. Ninguno de los contendientes se halla en la situación que ansiaba al inicio de la temporada. Los canarios, que arrancaron el ejercicio con Paco Jémez en el banquillo, tampoco acaban de arrancar desde la llegada del también exzaragocista Paco Herrera al banquillo. Como locales, solo han ganado cinco de los 11 partidos disputados. Eso sí, están imbatidos como anfitriones. Hasta el momento, nadie ha sido capaz de derrotarles en casa. El conjunto amarillo se halla a nueve puntos del Alcorcón, el sexto clasificado y último inquilino en puestos de 'play off'. Por lo tanto, no pueden permitirse más resbalones si quieren reengancharse a la zona alta.

La siguiente jornada, la vigésimo quinta, la expedición zaragocista viajará al Anxo Carro de Lugo. Los gallegos acreditan unos números prácticamente calcados a los blanquillos: los mismos puntos (26), las mismas victorias (6), los mismos empates (8), las mismas derrotas (9) y unos guarismos goleadores parejos. En la memoria pesan algunos tropiezos recientes en tierras, con triunfos que se escaparon en los últimos instantes. El cuadro dirigido por Alberto Jiménez Monteagudo tiene en su estadio su mayor granero de puntos (16), aunque ha sido doblegado en cuatro ocasiones, unos antecedentes que deben servir de inspiración a los zaragocistas.

Etiquetas
Comentarios