Real Zaragoza

El sueño de Miguel Linares

El Real Zaragoza cerrará el fichaje del delantero aragonés si el Reus no soluciona su situación. El futbolista de Fuentes, pendiente de que se le abonen los atrasos antes de quedar libre

Linares, en una visita a La Romareda con el Real Oviedo
Linares, en una visita a La Romareda con el Real Oviedo
José Miguel Marco

El Real Zaragoza está atento al desenlace del ‘caso Reus’ para culminar la incorporación del delantero aragonés Miguel Linares. Si antes de mitad de la próxima semana, una vez venzan los plazos reglamentarios, el Reus no salda las deudas con su plantilla y sus jugadores quedan libres, el Zaragoza cerrará el fichaje de Linares para el próximo enero. Como está sucediendo con otros muchos futbolistas del club tarraconense, varios clubes de Segunda han movido ficha por Linares en cuanto lo que parecía una crisis de impagos ha derivado en una virtual desaparición, pues el Reus, al quedarse sin los 12 jugadores con licencia profesional que exige la normativa, estaría obligado a abandonar la competición.

El Zaragoza, en este sentido, ya le ha dejado claro a Linares su interés si finalmente se desliga del Reus la próxima semana y ha dejado avanzado su fichaje con una propuesta contractual. A Linares le quieren otros clubes -es un delantero con buenos números en las últimas temporadas en la categoría-, pero el ariete de Fuentes de Ebro, a sus 36 años, ve más a mano que nunca la oportunidad que ha estado esperando toda su vida: jugar en el Real Zaragoza. Ha sido una de las espinas que le ha acompañado en su carrera, consolidada en las últimas campañas en Segunda División, en clubes como el Salamanca, el Elche, el Recreativo, el Oviedo y ahora el Reus. Linares considera este el momento ideal para cumplir ese sueño y cerrar una esforzada carrera a pocos kilómetros de su casa.

Linares creció en Fuentes de Ebro y sus goles pronto levantaron sus nombre dentro del fútbol aragonés. Fue en Utebo donde terminó de romper de tal manera que el Real Zaragoza lo reclutó para el filial. Hay una persona clave en este proceso, con la que se reencontraría en la Ciudad Deportiva dentro de unas semanas si acaba firmando por el Zaragoza: el coordinador de la cantera Ramón Lozano. Él fue quien descubrió el potencia de Linares, a quien entrenó en el Fuentes. En el filial del Real Zaragoza solo pasó una temporada, con Chucho Solana, en aquel poderoso equipo que conformaron Antonio Longás, Ángel Lafita, Luso Delgado, Ripa, Chus Herrero o Piti, quienes se acabarían abriendo un hueco en el fútbol profesional lejos de La Romareda.

Linares forjaría así una carrera de abajo arriba, de Segunda B a Segunda A: Huesca, Barbastro, Alcoyano, Salamanca, Elche, Recreativo, Oviedo -donde echó raíces y se convirtió en uno de los jugadores más admirados del Tartiere- y Reus, donde firmó en junio tras acabar contrato en Asturias y firmar el mejor año de su vida, con 35 años: 10 goles y 4 asistencias en Segunda División. En el Reus, hasta ahora, suma tres goles y una asistencia.

Fichaje activo el 1 de enero

En caso de concretarse su fichaje en los próximos días, Miguel Linares no podría estrenarse con el Real Zaragoza hasta el 1 de enero, una vez se abra el periodo invernal de inscripción de nuevos futbolistas. No obstante, el jugador, una vez desvinculado del Reus, sí podría ejercitarse con el Real Zaragoza, a la espera de ese debut, por lo que, tras el parón, a finales de diciembre, cuando el equipo comience a preparar el primer partido del año, contra el Sporting en Gijón, Linares podrá estar ya integrado en la dinámica de trabajo del Real Zaragoza.

Etiquetas
Comentarios