Despliega el menú
Real Zaragoza

Cristian: "Tenemos una espinita clavada"

El portero argentino explica las claves del partido contra el Huesca y subraya la relevancia de la cita para el Real Zaragoza

Álvarez, durante la sesión indoor motivada por la nieve
Álvarez, durante la sesión indoor motivada por la nieve
Toni Galán

Por su piel ha recorrido la electricidad de varios derbis y partidos de altos voltajes, especialmente, argentinos, donde el fútbol expande su pasión hasta el punto de convertirse la militancia en una religión. Por eso, cobra valor esta semana cada una de las palabras que pueda vertebrar Cristian Álvarez, el último reducto del Real Zaragoza y hombre al que la temporada le ha vestido el traje de héroe dominical. A La Romareda, acude el Huesca, en una cita febril, con las gradas a reventar, y Cristian conoce las claves principales de los partidos de esta morfología: “Es un encuentro especial para Aragón, compartimos vecindad, va a ir mucha gente al estadio… En días así, un aspecto fundamental es manejar bien el nivel emocional”.

Como es obvio, el enfrentamiento contra el Huesca no es uno más ni en la grada ni en el césped. En el vestuario del Real Zaragoza aún escuece la derrota de la primera vuelta, todo lo que se dijo y se escribió después, las comparativas prematuras entre la temporada de unos y otros… Cristian no tomó la palabra revancha, pero se acercó bastante este jueves a la hora de explicar el mapa del derbi: “Tenemos esa espinita clavada, pero nosotros nos tenemos que centrar verdaderamente en demostrar el equipo que somos, a través de un buen partido y de dar espectáculo”. La motivación, como afirma el portero argentino, será máxima: “Es más fácil motivarse. Más allá de que juguemos y compitamos para ganar, es un partido para disfrutar, para que los jóvenes ganen experiencia y los más mayores sigamos aprendiendo. Ojalá podamos conseguir la victoria”.

Y así remata Cristian: “El Huesca es un rival directo, por eso todo esta semana tiene una relevancia aún mayor”.

Etiquetas
Comentarios