Real Zaragoza
Suscríbete por 1€

Números para la ilusión

El encuentro disputado contra el Granada deja una estadística que habla bien del Real Zaragoza en casi todos los órdenes. La mano de Natxo Gonzálex empieza a verse.

Natxo González, entrendor del Real Zaragoza, en gesto pensativo durante el entrenamiento que dirigió ayer.
Números para la ilusión
Toni Galán

"Con estos números, ganaremos muchos partidos en La Romareda". Son palabras de Natxo González, entrenador del Real Zaragoza, pronunciadas durante la rueda de prensa inmediatamente posterior a la disputa del encuentro ante el Granada. La lógica más palmaria parece estar de su lado. El repaso a los números del referido encuentro refleja una superioridad brutal del Real Zaragoza, en prácticamente todos los órdenes mensurables. En posesión del balón, por ejemplo, el Real Zaragoza fue netamente superior. Tuvo el esférico en sus pies durante el 63% del tiempo de juego, una cifra realmente relevante, sobre todo si se atiende a que el equipo aragonés todavía está en periodo de construcción. Arrebató la pelota a unos futbolistas más bregados, con más horas de vuelo acumuladas, más acostumbrados a la presión y que no llegaron a La Romareda con vocación defensiva, sino de llevar la iniciativa. Es éste un primer dato. Pero no agota, en modo alguno, la radiografía. En disparos a puerta realizados con peligro e intención, también el Real Zaragoza se comportó con notable superioridad al rival andaluz. En cinco ocasiones anduvo cerca del gol, al margen del tanto anotado de penalti por Borja Iglesias. Javi Varias, guardameta del Granada, tuvo que emplearse bien a fondo en diversos lances, dando prueba, una vez más, de la categoría que atesora como guardameta. El Granada, mientras tanto, anduvo escaso de oportunidades. En el segundo periodo, casi ni se acercó al área de Álvaro Ratón. El relato estadístico puede proseguirse.

Andoni Cedrún, legendario portero del Real Zaragoza, le pone literatura a la estadística. "El partido que vimos frente al Granada ha constituido, bajo mi punto de vista, una grata sorpresa. Yo andaba temeroso de qué Zaragoza veríamos, a causa de los encuentros de pretemporada e incluso del visto en Tenerife. Sin embargo, en La Romareda, ante el Granada, el equipo nos envió una señal muy positiva. Ojalá tenga continuidad el próximo fin de semana, ante el Córdoba, y en próximas semanas".

"De entre todos los aspectos positivos de los que cabe hablar –continúa Andoni Cedrún–, yo me quedo con uno: la personalidad mostrada por el equipo. En este sentido, estuvo impresionante. No sólo no se arrugó por el gol encajado en la primera mitad, sino que gestionó bien la ansiedad y poco a poco fue sacando una fuerte personalidad. Este factor, a mi juicio, es algo muy importante para cualquier equipo. Hace años que no veíamos algo así en nuestro equipo, en nuestro estadio. Esa reacción me llena de esperanza. El equipo cogió de ese partido personalidad, aplomo y serenidad".

También hilvana palabras de elogio para el equipo aragonés Xavi Aguado, el futbolista que ha vestido en mayor número de ocasiones la camiseta del Real Zaragoza.

"Entiendo que empezamos a ver el tipo de equipo que quiere Natxo González, porque de esta manera le hemos visto jugar con otras escuadras a las que ha entrenado a lo largo de su carrera. El Real Zaragoza comienza a ser un bloque compensado, con poder en las dos áreas, en la propia y en la ajena. Hasta ahora, no habíamos visto este hecho. Frente al Granada, sí. A pesar de algunos desajustes defensivos, el Real Zaragoza tuvo capacidad para tener peso específico en las dos áreas. A mi modo de entender, éste es un asunto crucial. Personalmente, andaba un poco preocupado por cómo estábamos efectuando los balances defensivos. Pero frente al Granada experimentamos una notable mejoría".

"El Real Zaragoza –continúa argumentado Aguado– supo efectuar una presión alta, cerrar la salida del contrario y realizar los repliegues a un ritmo adecuado, según exigía el guión del momento. Me parece que fue crucial la posición de Alberto Zapater, que se retrasaba un poco en cuanto los dos laterales se abrían y avanzaban posiciones en busca de llegadas profundas, que es otro de los aspectos característicos de los bloques construidos por Natxo González".

"También quiero destacar que el Real Zaragoza apenas dio un balonazo. Siempre trató de jugar el esférico con criterio, otro aspecto que ayuda a los correctos equilibrios del juego".

Juan Señor, otro de los futbolistas que contribuyó a hacer grande la historia del Real Zaragoza, también juzga relevantes los progresos de la escuadra aragonesa.

"Debo decir que veo un equipo trabajado, correcto, que ya tiene adquirido un ideario, cosa que es muy importante, dada la revolución que se ha practicado en la plantilla durante el mercado de verano. Además, debemos considerar que todavía estamos hablando de la segunda jornada de competición. Son muchas las piezas nuevas con las que ha tenido que trabajar el entrenador, por lo que es perfectamente comprensible que, dentro de la corrección, todavía veamos ciertos desajustes, como el que dio origen al gol que encajamos".

"Creo –añade Juan Señor– que con un poco más de tiempo veremos elementos de desequilibrio en el Real Zaragoza, aspectos diferenciales que elevarán su rendimiento como estructura, como bloque competitivo".

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión