Despliega el menú
Real Zaragoza

Un portero a toda máquina

El Zaragoza acelera para la contratación de un guardameta entre hoy y mañana tras la desvinculación oficial de Pablo Alcolea, comprometido con el Toledo.

Álvaro Ratón y Pablo Alcolea, en uno de sus últimos entrenamientos compartiendo la camiseta del Real Zaragoza.
Álvaro Ratón y Pablo Alcolea, en uno de sus últimos entrenamientos compartiendo la camiseta del Real Zaragoza.
Raquel Labodía

Confirmada ayer la marcha de Pablo Alcolea, el Real Zaragoza aceleró durante la jornada la contratación de un portero, posición que ahora ocupa todos los esfuerzos de la maquinaria de fichajes del club aragonés. El objetivo prioritario en la dirección deportiva es cerrar la portería antes que cualquier otro de las tres posiciones pendientes: el extremo derecho, el extremo izquierdo y el delantero centro.

El Real Zaragoza está trabajando principalmente en el mercado de guardametas sudamericanos y esa es la vía que ha ganado velocidad en las últimas horas. El entrenador Natxo González, ante los problemas de oferta en el mercado nacional, ha sugerido la conveniencia de que el nuevo portero domine el idioma para facilitar así su adaptación y los mecanismos de comunicación, tan importantes en este puesto, con el resto de sus compañeros.

El Zaragoza espera cerrar el fichaje del guardameta con premura, al ser posible entre hoy y mañana, una vez que Álvaro Ratón se ha quedado como única pieza en la demarcación en el primer equipo. Irureta no cuenta ni contará y será Sergio García ‘Paisa’, recién fichado para el Deportivo Aragón procedente del Racing de Ferrol con la intención de que alterne filial con el rol de tercer portero, quien ejerza de segundo de Álvaro Ratón hasta la llegada de un refuerzo.

Adiós oficial de Alcolea

Pablo Alcolea dejó ayer por la tarde de pertenecer al Real Zaragoza después de toda una vida relacionado con el club, donde se formó en su Ciudad Deportiva y donde dio el salto al profesionalismo, con breves cesiones a Huesca y Toledo en las últimas campañas.

Ayer, se firmó un acuerdo cuyos detalles quedaron apalabrados a final de la pasada semana. Aunque Alcolea había viajado el sábado a Miranda de Ebro, su suplencia –después de quedarse en el banquillo también en el amistoso previo, el miércoles, contra el Logroñés– advertía que su salida, como era objetivo de la dirección deportiva desde el comienzo de la pretemporada, era inminente. Ahora, Pablo Alcolea continuará su carrera en el Toledo, entidad de Segunda División B en la que ya militó cedido durante la pasada temporada.

Etiquetas
Comentarios