Despliega el menú
Real Zaragoza

"El asunto de la portería, ahora mismo, no lo veo como un problema gordo"

El entrenador del Real Zaragoza, Natxo González, alivia de presión a Lalo Arantegui tras diluirse la opción del getafense Alberto y alaba a Ratón.

Natxo González escucha con atención una pregunta de los periodistas en su comparecencia de este viernes en la Ciudad Deportiva.
"El asunto de la portería, ahora mismo, no lo veo como un problema gordo"
Raquel Labodía

El refuerzo de primer orden para la portería del Real Zaragoza, pieza que está en el libro de ruta de Lalo Arantegui desde principios de junio subrayada en color fosforescente, es uno de los 5 que están pendientes. Se trata de un fichaje de alto rango entre el amplio reparto de nuevos futbolistas llegados -o en trance de hacerlo- durante este verano.

De los tres guardametas que acabaron la campaña anterior hace un mes, el único que cuenta en el nuevo proyecto es el joven Ratón, debutante el año anterior procedente del filial. A Saja ya se le dieron las gracias por su colaboración a la hora de su adiós. Y a Irureta se le comunicó la necesidad de buscarse otros horizontes, cuestión complicada y aún sin solucionar.

Además, al cedido Alcolea, también se le trasladó la determinación de no contar con su concurso en el primer equipo zaragocista en el futuro inmediato. Pese a que se entrena de momento con Natxo González, el aragonés sabe que debe pactar su rescisión de contrato y partir hacia un nuevo club.

Lalo Arantegui busca un portero con galones de titular que acompañe al emergente Ratón y que llegue en propiedad, nunca cedido. La primera opción era el getafense Alberto García, veterano arquero treintañero. Estuvo en un tris de cerrarse su fichaje hace unos días, pero finalmente ha terminado cedido en el Rayo Vallecano por la determinante intervención del presidente del Getafe, Ángel Torres.

La segunda alternativa es el sevillista Caro, titular del Sevilla Atlético en Segunda División el año recientemente concluido, de otro perfil al de Alberto, mucho más joven, con solo 23 años. No parece sencillo que la pretensión zaragocista pueda acabar en éxito, pues el club andaluz no tiene previsto dejarlo salir bajo otra fórmula que no sea un préstamo.

Huele a que Lalo tendrá que ir a un plan C. "El asunto de la portería, de todos los pendientes, es posible que sea el que más se alargue en el tiempo y se acabe cerrando a mitad de la pretemporada", llegó a advertir el propio director deportivo del Real Zaragoza en una de las múltiples presentaciones de la semana pasada en La Romareda.

Mientras las horas y los días pasan, Natxo González ya ha comenzado en trabajo con el equipo, tarea de orfebrería en un vestuario repleto de caras nuevas, con un grupo de entrada muy heterogéneo al que hay que consolidad a toda velocidad en apenas 5 semanas. Y el portero que falta es un elemento crucial, obviamente.

Pese a ello, el nuevo entrenador blanquillo se mostró este viernes con un talante paciente y comprensivo con la dirección deportiva. Natxo no mete prisa por ahora a Lalo con este polo de atención en los despachos: el fichaje de un portero con trazas de ser el titular del puesto y con peso específico en el nuevo equipo.

"Yo, ahora mismo, no lo veo como un problema gordo. Tenemos a Álvaro Ratón. Para mí, tiene todo mi respeto lo que este chico ha hecho en el último tramo de liga, en los últimos 15 partidos con el Real Zaragoza en una situación delicada, demostrando tener la personalidad que ha tenido", esgrimió Natxo González en su rueda de prensa.

La pregunta sobre su impresión sobre el portero que falta la respondió alabando a Ratón. Le dio la vuelta al argumento e hizo protagonista del caso al que está, el joven gallego, dejando de lado por ahora al que falta por venir, aún sin nombre.

"Creo que Ratón dio puntos al equipo. No tiene sentido que yo esté preocupado. Estoy muy tranquilo porque tenemos a Ratón, que está asumiendo un papel muy importante", abundó el técnico de Vitoria.

Natxo, como cierre del epígrafe relativo a la portería, pasó de puntillas y velozmente sobre la anómala situación de Irureta y Alcolea en estos primeros días de la pretemporada. Ambos saben que no entran en los planes de la SAD pero, por el momento, se entrenan cada día con el equipo, precisamente como colegas de Ratón a las órdenes de Mikel Insausti, el preparador de los guardametas blanquillos.

"Irureta y Alcolea son jugadores que están en situación de posible salida", dijo Natxo. Una obviedad para no entrar en más profundidades ni herir sensibilidades.

Etiquetas
Comentarios