Despliega el menú
Real Zaragoza
Suscríbete

Ratón, héroe modesto que quita importancia a su partidazo en Oviedo

El portero gallego, debutante este año procedente del filial del Real Zaragoza, evita grandilocuencias sobre su soberbia actuación en el Tartiere.

Álvaro Ratón, en la Ciudad Deportiva.
Álvaro Ratón, en la Ciudad Deportiva.
Aránzazu Navarro

Álvaro López Ratón, el portero del Real Zaragoza, no es de frases largas, de verbo fluido públicamente. En su caso, no es por defecto de oratoria, sino por exceso, por pisar firme en cada paso que da. Con el intelecto bien amueblado, mide al milímetro sus ruedas de prensa, sus declaraciones. Como buen gallego (es de Orense), este joven de 23 años es ágil en las evasivas, en el 'usted pregunte lo que quiera, que yo contestaré lo que crea conveniente'.

Ratón sabe que fue el héroe del Real Zaragoza el pasado sábado en el Carlos Tartiere de Oviedo. Hasta 7 paradas de máximo riesgo de gol ejecutó positivamente para guardar su portería a cero en una noche de fútbol inconexo y feo por parte del cuadro aragonés. El punto obtenido, que hace el 48 en el saco blanquillo en su frenética huida del descenso a Segunda B, es en gran medida suyo. Pero no quiere hacer ostentación de nada. Y así lo demostró en la primera portavocía del vestuario de la semana, que el club le otorgó a él por méritos propios.

"Yo, cada fin de semana intento hacerlo lo mejor posible. Unas veces lo conseguiré, otras no. Estoy contento con el partido del otro día en Oviedo", dijo escuetamente cuando se ponderó positivamente su gran partido en Asturias.

Se volvió a la carga, recordándole su mejor estadística respecto de Irureta y Saja, sus dos compañeros de viaje en este tortuoso curso. Tampoco se quedó al descubierto en ningún momento: "Es mi primera temporada. Todo esto sirve para aprender y madurar", se limitó a responder. Cortito y al pie.

Ratón adopta una postura razonablemente modesta. Propia de un novato, de alguien que viene del filial, de Tercera División, y que está viviendo su bautismo en el fútbol profesional en un escenario peligroso y exigente al máximo. Y se siente más cómodo hablando del grupo que de él solo. Y más suelto si analiza la situación global que cualquier aspecto particular.

"Sumar tú y que los equipos de abajo no lo hagan te permite escaparte un poco más del peligro. Es cierto que el de Oviedo es de los peores partidos que hemos jugado, pero otros días hicimos buenos partidos y no sacamos ningún provecho. Es en los días malos donde hay que saber puntuar", fue el lema que quiso lanzar al aire en el arranque de la semana. Y lo hizo. Así es Ratón ante los micrófonos y las cámaras. Luego, en el campo, bajo palos, su manera de expresarse deja partidos tan excelsos como el de Oviedo o aquel de noviembre, el de su debut en Valladolid. Curiosamente, dos 0-0 obtenidos fuera de casa por el Real Zaragoza... gracias a su joven portero.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión