Despliega el menú
Real Zaragoza

Raí, Dongou y Samaras, los tres delanteros que hay detrás del sancionado Ángel

El joven brasileño es el de perfil más similar al goleador canario. Los otros dos, además de sus mermas físicas, obligarían a Láinez a jugar de otro modo al habitual.

Raí Nascimento, Dongou y Samaras, los tres delanteros que optan a sustituir al sancionado Ángel ante el Valladolid.
Raí, Dongou y Samaras, los tres delanteros que hay detrás del sancionado Ángel
Aránzazu Navarro/José Miguel Marco

Ángel Rodríguez, 16 goles en 31 jornadas de liga, estará ausente el domingo próximo en La Romareda ante el Valladolid. Una cuestión mayor. En Elche, en el minuto 90, el ariete canario vio la quinta tarjeta amarilla de su ciclo y será sancionado con un partido de suspensión. Ha estado ocho jornadas advertido del castigo, pero al final cayó por culpa de una entrada a destiempo junto a la banda sobre un rival ilicitano.

De este modo, al nuevo entrenador del Real Zaragoza, César Láinez, le surge en su incipiente camino un dilema de profundidad táctica: ¿quién puede o debe sustituir al singular delantero centro zaragocista en la inmensa mayoría de los partidos de este año? No es un asunto sencillo, tanto por la rentabilidad individual que está ofreciendo el '9' tinerfeño, como por la idiosincrasia de su juego, presionante, rápido, vertical y provocador de un fútbol directo, largo y a los espacios. Unas características que han condicionado desde agosto el modo de jugar de todo el equipo de medio campo en adelante. El Real Zaragoza, en su máquina ofensiva, no sabe jugar a demasiadas cosas más. No ha tenido armas durante el año para optar a otros modelos de ataque.

Raí Nascimento, Dongou y Samaras son los tres delanteros, con matriz pura de atacantes, que existen en la actual plantilla. Quien fuera fichado en verano como alternativa o acompañamiento de Ángel, el andaluz Juan Muñoz -vino cedido por el Sevilla con aureola de goleador- se marchó hastiado en enero y acabó recalando en el Levante, líder de Segunda. Muñoz fue, a la sazón, el sustituto de Ángel el único día que el insular faltó en el once inicial en un partido de liga: ante el Mirandés, en noviembre, cuando el canario fue padre y tuvo permiso para asistir al parto de su esposa. Un escenario, por lo tanto, que es imposible que se repita ante el Valladolid.

Raí, joven brasileño de 18 años, es considerado como el jugador que mejor responde al perfil de Ángel. Por lo tanto, el recambio que menos costaría engranar respecto de los demás. Una especie de 'pieza por pieza'. Debutó con el primer equipo ante el Sevilla Atlético en el último tramo del partido, brindando una vaselina genial que se quedó en el larguero por un par de centímetros. Una muestra de su catálogo, que por ahora solo pueden apreciar a puerta cerrada los miembros del propio equipo y los responsables del club. Raí estuvo sin ficha desde agosto hasta enero por no poder presentarse su documentación en regla antes del cierre del mercado de verano. Y, desde enero, solo ha jugado tres partidos con el Aragón (con 3 goles en su haber), pues al margen de ir convocado varias veces con el primer equipo (sin jugar en Tenerife, Murcia, Huesca, Córdoba y Elche), fue expulsado en un partido en Cuarte y la sanción fue de cuatro partidos. De él solo se hablan maravillas. Su potencial de crecimiento rápido impacta de lleno en quienes lo ven cada día.

Dongou, un segundo delantero, un punta más de acompañamiento que para jugar a solas como referencia, tiene la ventaja de la experiencia pese a su juventud. Llegó el año pasado en enero, monta dos temporadas en el equipo y, pese a que ha estado lesionado de importancia este año cuatro meses, ha ido participando intermitentemente desde finales de noviembre, anotando 3 goles. No se parece en nada a Ángel. Y, desde hace un mes, ha necesitado de una revisión médica en Barcelona, con entrenamientos posteriores particularizados, dado que su rodilla dañada no está al cien por cien, algo que el propio camerunés recuerda en cada declaración pública.

Samaras completa la terna. El griego, veterano de largo recorrido en el fútbol de primer nivel europeo, llegó el 6 de febrero como fichaje estrella -procedente del mercado del paro, ya con la ventanilla de invierno cerrada- y su caso se ha convertido en un evidente incordio porque su forma física no acaba de llegar y, en la octava semana en Zaragoza, no está en disposición de jugar minutos de enjundia. Solo ha salido al campo dos ratos, residuales, a la desesperada, cuasi nulos. A día de hoy, sus opciones de titularidad son, por lo tanto, prácticamente inexistentes.

Láinez ya abordó el problema en Elche, apenas 5 minutos después de concluir el choque en la sala de prensa. "Se nos va para el domingo nuestro mejor jugador. Y, el que aparezca, tendrá que hacerlo tan bien como él. Es así de claro. Jugará Dongou, jugará Raí... ya veremos", dejó en el aire. Sin duda, se trata del asunto más caliente de la semana. Que en el campo falten 16 goles en un partido con tintes de 'final' no es buena cosa para nadie. Mucho menos para un Real Zaragoza con poco gol al margen de Ángel.

Etiquetas
Comentarios