Despliega el menú
Real Zaragoza

José Enrique y Cani, bajas para Tenerife

El defensa sufre una rotura en el sóleo de la pierna derecha, mientras que el club no presentará alegaciones a las tarjetas del mediapunta.

José Enrique, lesionado, el pasado domingo.
José Enrique, lesionado, el pasado domingo.
Aránzazu Navarro

Más problemas para Raúl Agné. Los exámenes médicos realizados ayer confirmaron los peores pronósticos sobre el alcance de la lesión de José Enrique. El futbolista valenciano sufre una rotura en el sóleo de la pierna derecha, que le mantendrá alejado de los terrenos de juego, como mínimo, las próximas cuatro semanas. Por lo que el técnico aragonés, que ya ha tenido que lidiar con diferentes contratiempos de esta magnitud desde su llegada, no podrá contar con uno de los buques insignia de la plantilla hasta el próximo mes de febrero.

Además de la baja del lateral izquierdo, la otra gran ausencia que presentará el once inicial que salte este próximo sábado (20.00) al Heliodoro Rodríguez López de Tenerife será Rubén Gracia ‘Cani’, expulsado en el último encuentro ante el Girona. Se espera que el jugador sea castigado hoy con un único partido de sanción, ante el que el club no estudia presentar alegaciones.

La baja de José Enrique constituye un serio problema. Para los intereses de Raúl Agné en particular y para el beneficio del entramado defensivo en general. Tras recuperar para la causa en las últimas fechas a Marcelo Silva y con la reciente llegada desde Huesca de Jesús Valentín –primero y hasta ahora único refuerzo invernal–, la retaguardia aragonesa parecía haber inspirado un necesario suspiro de aliento, que le ayudase a tapar la hemorragia de goles recibidos (29).

Muy pronto, desde que aterrizara en Zaragoza la segunda semana de septiembre, el defensa se convirtió en el indiscutibilísimo dueño del lateral izquierdo de La Romareda. Su fichaje, con el campeonato recién descorchado, significó un importante salto de calidad a la plantilla. Tanto con Luis Milla antes, como con Raúl Agné ahora, José Enrique ha demostrado que, a pesar de sus 30 años ­–cumplirá 31 el próximo día 23–, todavía conserva en sus botas parte de ese nivel futbolístico que le llevó a defender la camiseta, entre otros, del Liverpool inglés.

Sin embargo, el anterior técnico le hizo debutar en una posición que no es desconocida para él. En el Sánchez Pizjuán, ante el Sevilla Atlético, el valenciano formó como pareja de centrales junto al uruguayo Leandro Cabrera. Fue el primero de los doce encuentros que, de manera ininterrumpida, ha disputado con la camiseta del Real Zaragoza. Todos ellos como titular.

1.058 minutos que le han valido para, a pesar de perderse varias jornadas de liga por su tardío fichaje, convertirse en el defensor que más balones recupera. Un total de 109 robos por los 77 de Cabrera, su inmediato perseguidor. Tan solo Alberto Zapater (132) ofrece unos registros mejores que ambos defensas. Unos datos que visibilizan con irrefutable claridad cuál es el grado de relevancia de José Enrique en la zaga del técnico.

Un Raúl Agné que ya se temía lo peor el pasado domingo. "No sé si tiene muy buena pinta. Si está roto lo tendremos chungo, pero pondremos a otros. Eso es algo que desde que estoy yo aquí me está acompañando cada semana", admitía con resignación el de Mequinenza.

Porque, desde hoy, el preparador empezará a pensar con qué futbolista reemplaza a José Enrique este próximo sábado en Tenerife. La primera plantilla cuenta con un lateral izquierdo más, Jorge Casado. Sin embargo, el madrileño ha ofrecido hasta ahora un pobre rendimiento, muy lejos del bagaje ofrecido por su homólogo. Su última participación ante el Reus, donde fue claramente superado por Benito, lateral del cuadro catalán, dejó en entredicho la figura de Casado. Por eso, a pesar de que el ex de la Ponferradina constituye el único relevo natural de la primera plantilla para José Enrique, Agné cuenta con otras alternativas para cubrir con las mayores garantías posibles el flanco izquierdo del campo.

La llegada de Jesús Valentín a la capital aragonesa la semana pasada abre la puerta a la posibilidad de que el técnico decida desplazar a Cabrera al costado zurdo de la defensa. Una demarcación en la que el charrúa ya participó varias ocasiones el curso pasado y que no sería nueva para él.

Sin recurso por Cani

La otra gran ausencia en el partido de este sábado será Rubén Gracia ‘Cani’. Se espera que el comité notifique hoy la sanción de un partido para el futbolista de Torrero por la doble amonestación que vio en el último encuentro ante el Girona. El club no ha presentado alegaciones al respecto, por lo que Agné deberá buscar también sustituto para otro de sus indiscutibles. Sin José Enrique y sin Cani. Así abrochará el Real Zaragoza este fin de semana la primera vuelta de la competición.

Etiquetas
Comentarios