Despliega el menú
Real Zaragoza
Suscríbete

Lluís Carreras ensaya varios cambios en el equipo en un partido ante el filial

?El técnico zaragocista, que prepara cambios tácticos ante el Mirandés, quiere experimentar en un simulacro ante el filial.

Lluís Carreras, durante un entrenamiento del Real Zaragoza
Lluís Carreras, durante un entrenamiento del Real Zaragoza
G. Mestre

El entrenamiento de hoy del Real Zaragoza es un partido de fútbol. Lluís Carreras, que tiene pensado introducir cambios tácticos el próximo domingo ante el Mirandés –equipo cuyo sistema de juego presenta un formato anómalo en la Segunda División-, ha programado para hoy un choque real ante el filial de Tercera División, el RZ Aragón que dirige César Laínez.

El simulacro, como ya es hábito en la dinámica diaria del Real Zaragoza, transcurre a puerta cerrada en el campo central de la Ciudad Deportiva desde las 11.00.

En los 15 minutos en los que los entrenamientos del equipo zaragocista están abiertos al público, a través de los ejercicios de calentamiento, se ha podido intuir la alineación inicial puesta en escena por Carreras, con un singular 3-4-3 como presumible dibujo táctico. Bono en la portería; Isaac, Vallejo y Cabrera como defensas; Morán, Dorca, Diamanka y Gil en la línea media; y Pedro, HInestroza y Ortuño en la punta.

Se echa en falta en este diseño a Rico, un titular fijo que, como el resto de futbolistas de la plantilla, irá entrando en el partido con el transcurso de los minutos. Otro dato accesorio es que Manu Herrera, el guardameta suplente del primer equipo, es quien guarda la portería del RZ Aragón.

Meras pruebas, opciones diferentes para modificar la manera de concebir el fútbol que Lluís Carreras quiere observar a través de la disputa de un partido contra un rival de verdad, con todos esos matices y ganancias de calidad que provoca enfrentarse a futbolistas ajenos al día a día de los entrenamientos ordinarios.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión