Despliega el menú
Real Zaragoza

El imprevisible Real Zaragoza

Nadie se atreve a mirar mucho más allá del próximo partido en este irregular Real Zaragoza.

Víctor celebra un gol frente al Tenerife, que acabó 3-0.
Sufrir para ganar

Dice con razón Luis García que a este Real Zaragoza no le da más allá que para mirar al Real Jaén. Me atrevo a plantearle que no está mal mirar también un poquito más allá para ver el Girona, el siguiente rival fuera de casa. Los dos próximos rivales del equipo aragonés merodean por el descenso y dos victorias permitirían aliviar al equipo de fantasmas y propulsarse a una zona mucho más noble en la clasificación.

Este Real Zaragoza resulta incomprensible.Su permanente irregularidad azota el corazón de los zaragocistas que no se atreven a pronosticar; que sueñan con engancharse a la promoción, pero que ven a un paso el agobiante escenario de la Segunda División B.

Víctor Muñoz es consciente de la importancia de los dos próximos compromisos. De momento, como dice Luis García, resulta clave recuperar el valor y la jerarquía de La Romareda; ante un rival, además, zarandeado por los malos resultados. Y que en la primera vuelta provocó una crisis profundísima con su goleada en el estadio de La Victoria.

Girona está en el horizonte, como segundo paso imprescindible para jugar con muchísima más tranquilidad la fase final de la Liga. Un desenlace tan imprevisible como el propio desarrollo de la Segunda División.

(Ver más noticias del Real Zaragoza)

Etiquetas