Despliega el menú
Real Zaragoza

Un nuevo Real Zaragoza

El conjunto aragonés ha puesto de relieve su cambio de trayectoria. Y hasta en el revés, es capaz de encontrar fortaleza.

Real Zaragoza - Hércules
Real Zaragoza - Hércules_6
TONI GALÁN

No ha ganado. Pero el Real Zaragozaha confirmado en el estadio de La Romareda el revolcón que le ha dado a su trayectoria en la competición liguera. El equipo aragonés ha merecido sin lugar a dudas una victoria que le han negado a medias la malaventura y la gran actuación del guardameta visitante, Falcón.

El cuadro blanquillo puso ambición, convicciones y ganas de ganar; y ha sido claramente la falta de acierto lo que le ha privado de una victoria buscada. El Hércules, enfrente, dio sensación de equipo compacto y sólido; y dispuso también de sus oportunidades. Pero fue el cuadro blanquillo el llevó con solvencia la manija del partido. 

Inmerso como se encuentra la entidad en una tempestuosa situación institucional, es indiscutible el mérito del técnico y de la plantilla. Al margen de los problemas, enormes, que sufre el club, el equipo ha optado por elegir el camino del fútbol, hablar sobre el campo y aportar en el terreno de juego su opción fundamental por el ascenso.

Y, como reconocía Paco Herrera al término del duelo, esos ingredientes sólo se combinan con otro elemento fundamental: el compartamiento de una afición que se ha puesto de cara al equipo. Les ha dado la espalda a los dirigentes y ha apostado por arropar a quienes merecen sentir el calor del zaragocismo: el técnico y los jugadores.

Hoy el Real Zaragoza se descubre como un sólido aspirante a subir -también lo reconoció el entrenador del Hércules, Quique Hernández-. Y hasta en los reveses, como el de este domingo, es capaz de encontrar fortaleza. 

A estas alturas, nadie duda de que el Real Zaragoza -este nuevo Zaragoza- va a  ir a Miranda a ganar. Luego, como ante el Hércules, el fútbol decididrá. 

Etiquetas