Fútbol
Suscríbete

​Los puzzles de Benítez

El técnico tendrá que apuntalar las piezas de su equipo para encajar los rompecabezas que se le presentan para el futuro.

Benítez, durante el primer partido de pretemporada del Real Madrid
?Los puzzles de Benítez
AFP

El primer partido de la pretemporada que disputó elMasroig (0-0 y derrota en los penaltis por 6-7), dejó un poso de mal juego típico de los primeros envites del verano y unas primeras pruebas embrionarias de Rafael Benítez, que tendrá que apuntalar las piezas de su equipo para encajar los múltiples puzzles que se le presentan para el futuro.

El más claro de todos tiene un nombre propio: Gareth Bale. Parece que al jugador galés no acaba de convencerle la posición en la que ha jugado con bastante asiduidad desde que llegó el Real Madrid hace dos temporadas. Desde la banda derecha, sobre todo el curso pasado, no rindió al nivel que se esperaba de él.

Por eso, Benítez, el día que se estrenó en el banquillo blanco, dio total libertad de movimientos a Bale. Fue un experimento que puede hacerse realidad en el futuro. Aunque en algún momento volvió a escorarse a la banda derecha, durante casi todo el tiempo que estuvo en el campo (55 minutos), actuó de media punta por detrás de Jesé Rodríguez con bastante libertad de movimientos.

En su primera incursión en esa demarcación, Benítez solo pudo acabar contento con el trabajo y el esfuerzo de su jugador. A nivel futbolístico, su rendimiento, como el del resto del equipo, no fue muy imaginativo. El Real Madrid casi al completo, y también Bale en su nueva posición, creó poco juego y no tuvo mucha creatividad en la zona de ataque.

Otro nombre propio es el de Cristiano Ronaldo. El portugués, como el curso pasado, jugó en la banda izquierda. Tampoco fue muy efectivo. Parece que el tiempo de Cristiano escorado hacia uno de los lados en ataque tiene fecha de caducidad. Tarde o temprano es posible que se convierta en un depredador del área para aprovechar al cien por cien su efectividad rematadora.

Y es que Cristiano ha perdido muchos puntos en el arte del desborde. En el último año de Ancelotti, ya mostró síntomas de haber dejado atrás aquellas armas que tenía en el pasado para regatear con potencia, marcharse de sus marcadores y llegar a la línea de fondo o buscarse un hueco para aprovechar su potencia de disparo.

Contra el Roma, aunque es muy pronto para afirmar que ha perdido definitivamente esas cualidades de desborde, Cristiano no estuvo acertado en esa posición. Benítez, como a otros ocho de sus jugadores, le sustituyó en el descanso.

El gusto de Cristiano de jugar en la izquierda frena otra opción para Bale, que podría mejorar sus prestaciones si jugara en su banda natural y no a pierna cambiada o en la media punta. Sin embargo, de momento, la estrella portuguesa prefiere colocarse donde siempre lo ha hecho en vez de experimentar como delantero centro puro.

La opción de dejar a Bale con total libertad de movimientos crea otro problema: Isco Alarcón. Si Bale se hace con la posición con la que empezó ante el Roma, el jugador malagueño tendrá pocas opciones de jugar. Toni Kroos y Luka Modric parecen fijos en el esquema de Benítez y aún tiene que buscar un sitio al colombiano James Rodríguez. Y, Karim Benzema, parece intocable arriba.

La pieza de Isco será complicada de encajar, pero en breve Benítez tendrá que tener en cuenta otra: la portería. La salida de Iker Casillas y la llegada de Kiko Casilla parece cerrar la puerta a David De Gea. Salvo sorpresa, Keylor Navas y Casilla se disputarán un puesto.

El segundo se entrenará por primera vez mañana junto al resto de sus compañeros, mientras que el costarricense, que ya luce oficialmente el número uno en su camiseta, completó un buen partido ante el Roma con dos paradas de mérito. Benítez tiene poco más de un mes para elegir a uno.

El último foco apunta a la defensa, en el lateral derecho, donde Dani Carvajal y Danilo mantendrán una dura competencia por el puesto. Sin embargo, los 30 millones que costó el brasileño podrían ser una dura losa para el canterano blanco. De momento, Carvajal fue titular en el primer envite y Danilo suplente.

Ese fue uno de los "problemas" de Benítez, una de las piezas que tiene que encajar del puzzle que tiene entre manos. Bale, Cristiano, Danilo, Carvajal, Isco, Keylor Navas y Casilla son algunos de los quebraderos de cabeza de un entrenador que tendrá mucho trabajo hasta el inicio del curso 2015/16.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión