Despliega el menú
Deportes

WIMBLEDON

Federer derrota cómodamente a su amigo Melzer

El suizo, que se enfrentaba a su amigo Julgen Melzer, obtuvo su pase a cuartos con un cómodo partido que venció en tres sets.

Federer.
Federer derrota a su amigo Melzer
AFP PHOTO

El defensor del título, Roger Federer, expresó su aprecio por el rival que encontró en la Central de Wimbledon, el austríaco Jurgen Melzer, y el tenis que ofreció, pero negó que esa derrota impuesta a su amigo le haya hecho sentirse culpable.

"Es sólo tenis. No es más que eso. Él mismo dijo justo después de que terminara el partido que confía en no tener que esperar otros diez años para jugar contra mí. No estaba frustrado", aseguró Federer en rueda de prensa.

El primer favorito de la competición tuvo su cita de octavos de final con su amigo Jurgen Melzer, al que nunca se había enfrentado pese a ser dos veteranos del Gran Slam, y se lo ganó rápidamente por 6-3, 6-2 y 6-3.

El seis veces campeón del torneo londinense mostró su superioridad desde el primer momento para tumbar en tres sets y sólo una hora y veinte minutos al décimo sexto en el ránking mundial, que juega su noveno Wimbledon.

No obstante, Federer sólo tuvo buenas palabras para su contrincante: "me encantan los jugadores que se mueven (por la pista), como Melzer en el partido de hoy, que se lanzó ocasionalmente al servicio-volea".

Berdych, próximo obstáculo

El suizo, que se enfrentará en cuartos de final al vencedor del encuentro entre el checo Tomas Berdych, décimo segundo favorito, y el alemán Daniel Brands, valoró su propio juego como "magnífico" y destacó la "derecha agresiva" que empleó desde el inicio.

"Creo que era clave hoy porque sabía que Melzer iba a intentar cada oportunidad que consiguiera para golpear la pelota e ir hacia adelante", explicó Federer sobre los intentos de Melzer por subir a la red para lograr puntos con su mate.

Fue el segundo partido del torneo que Federer resolvió en tres sets, después de que en los dos primeros encuentros echara mano del cuarto y quinto set para hacerse con la victoria.

Desde el primer set, Melzer padeció la maestría del suizo sobre la hierba, que se anotó once "aces" y veintiocho puntos ganadores, frente a los seis y veinticuatro, respectivamente.

El segundo set ni siquiera brindó al austríaco una sola oportunidad para romper el servicio de Federer, que sí lo hizo en el tercer y séptimo juego.

En ese último, Melzer, décimo sexto en el ránking mundial así como en la lista de cabezas de serie en esta competición, logró salvar un punto de "break" cuando el marcador indicaba 30-40, pero se le escapó el segundo, que permitió al suizo tomar carrerilla para la victoria final.

Federer, que se vislumbraba ya como vencedor antes de arrancar la tercera manga, admitió la ventaja que tenía sobre su amigo por jugar en la "Catedral" de Wimbledon, en la que, según dijo, conoce "cada rincón".

"Eso ayuda. Pero también tengo nervios al ir a un partido como este. Es un hombre con el que nunca antes había jugado, un amigo mío y no quieres perder", indicó.

El suizo, que busca en esta 124 edición del torneo su séptimo título en el All England Club, una cifra con la que alcanzaría los logrados por el estadounidense Pete Sampras, habló precisamente la escasez del "servicio y volea", muy empleado por ese ex jugador, en los nuevos tiempos del tenis.

"Gracias a Dios todavía jugué en la era donde me encontré con jugadores de servicio y volea. Era un plan completamente diferente. Sentías la presión durante el partido entero porque sabías que no importaba la superficie para un par de disparos aquí y allí", explicó Federer, quien aseguró que ahora no siente esa presión.

Etiquetas