Deportes
Suscríbete

REAL ZARAGOZA

Es la hora de marcar

El primer equipo, el filial y el juvenil del Real Zaragoza todavía no saben lo que es anotar un gol esta temporada. Un problema que debe finalizar esta temporada.

Lafita celebra uno de los goles de la pasada campaña en el Bernabéu
1 Real Madrid
3 Real Zaragoza
AFP PHOTO

La falta de gol en el Real Zaragoza es un problema de estado. Esta seria afección aqueja a los tres conjuntos más importantes del club. El primer equipo, el filial y el División de Honor Juvenil no saben lo que es celebrar un tanto a favor durante esta temporada, una anormal sequía debe finalizar este fin de semana.

Los pupilos de Javier Aguirre reciben al Espanyol, una escuadra que, en palabras de Luis García, "sufre mucho fuera de casa". En su único partido como visitante esta temporada, el cuadro barcelonés perdió por 1-0 en casa del Mallorca. De Guzman, de fuerte disparo desde fuera del área, que golpeó en un defensa blanquiazul, logró agujerear la meta defendida por Cristián Álvarez.

Quedan por conocer los hombres en los que Aguirre confiará para esta misión. A priori, solo el portugués Helder Postiga parece fijo en el ataque zaragocista. Una posible variación en el sistema táctico con el afán de dotar al equipo de mayor control de la pelota podría hacer que Luis García jugase por detrás del ariete, con Lafita y Barrera apoyando por las bandas. Como revulsivos, Braulio y Juan Carlos esperarían su turno en el banquillo.

Prueba de fuego para el filial

Sin duda, la situación más crítica la vive el Real Zaragoza B. El filial ha disputado ya cuatro jornadas ligueras, por lo que debe empezar a sumar de tres en tres puntos.

Los pupilos de Juan Eduardo Esnáider viajan a Manacor, donde se enfrentarán a un conjunto en similares circunstancias. Los baleares también poseen dos puntos en su casillero y han encajado seis tantos en cuatro partidos. Unos números que los de la Ciudad Deportiva deberán aprovechar para realizar su bautismo anotador.

Derbi en División de Honor Juvenil

Por último, el equipo juvenil del Real Zaragoza deberá viajar hasta Huesca. Tras encajar un histórico 8-0 en la primera jornada ante el Espanyol y perder con el Badalona por 0-3 la anterior, los chicos de Mauricio Elena tienen ante sí la oportunidad de emprender el vuelo en el derbi aragonés.

Los oscenses, que cayeron por 0-7 en la primera jornada ante el poderoso Barcelona, conocen el sabor de la victoria tras vencer por la mínima en el capo del Damm. Una situación que les hace afrontar con menos urgencias el interesante choque del domingo a las 12.00.

Se dice que el gol es la salsa del fútbol y la afición blanquilla esta deseando poder celebrar un tanto de su equipo. Una ambición que no puede ser pospuesta más.

Etiquetas