Despliega el menú
Deportes
Suscríbete

POLÍTICA DEPORTIVA

El agua y el hielo, ejes de un plan de futuro

Una pista de hielo, un centro náutico y nuevas instalaciones en Parque Goya, Valdespartera y Centro marcan la línea municipal.

Fernando París explica las líneas generales del Plan Director, ante la mirada del consejero de Fomento y Deportes, Manuel Blasco.
El agua y el hielo, ejes de un plan de futuro
PEDRO ETURA

La preocupación por una mejor oferta del servicio de deportes y el interés por el recorte en los gastos, con la intervención directa de la iniciativa privada en la gestión, marcan las líneas generales del Plan Director del Deporte de Zaragoza. El nuevo diseño fue presentado en el Consejo de Administración de Zaragoza Deporte ante los distintos grupos políticos, que han recogido los documentos para estudiar la iniciativa. El plan abarca un periodo de diez años (2010-2020), por lo que el consenso político entre los distintos partidos que conforman la Corporación resulta fundamental para que el trabajo -y la inversión- no acabe en saco roto.

El plan, que contó en su puesta de largo con la presencia del concejal Manuel Blasco y Fernando París, coordinador de la iniciativa, es un estudio muy amplio sobre el deporte y las instalaciones en la ciudad de Zaragoza. Más de 1.500 folios abordan la situación general del deporte, aunque algunas de sus propuestas son llamativas: plantea la construcción de un centro deportivo en Valdespartera; otro, en el Parque Goya; y un tercero en el Centro, ubicado en las antiguas instalaciones del Real Zaragoza Club de Tenis, en el Paseo de la Mina. Asimismo, el informe propone la instalación de nuevos campos de fútbol en la zona sur de la ciudad, la recuperación del proyecto de un centro náutico municipal en el río Ebro -una viejísima aspiración de los amantes de estos deportes- y la construcción de una pista de hielo polivalente, un centro deportivo y de ocio, que querría ser un guiño a la candidatura olímpica de Zaragoza pero que, tal y como se propone, en ningún caso sería una instalación olímpica.

El palacio de hielo -que el Ayuntamiento quiere que sea de construcción y gestión privada- se instalaría bien en Puerto Venecia, "asociada a explotaciones comerciales ya existentes o adaptando una instalación" -que sería el Palacio de Deportes de La Romareda, el popular "Huevo". En cualquier caso, exigiría un acuerdo con el Gobierno de Aragón para crear una instalación atlética cubierta -una alternativa al palacio- en el Centro Aragonés del Deporte.

Son éstos algunos de los ejes del proyecto, que aborda múltiples cuestiones.

Reconoce que buena parte de la población está satisfecho con la oferta propuesta por el Ayuntamiento, pero llama la atención sobre la necesidad de recortar los gastos y de coordinar el trabajo que se realiza en este ámbito.

El trabajo, elaborado por la empresa AFP Grupo y coordinado por Fernando París, persona de largo recorrido en el ámbito del deporte, cojea en dos cuestiones de peso: por un lado, según se reconoce en el propio plan, no tiene en cuenta la candidatura de Zaragoza a la organización de los Juegos de 2022, cuestión que resulta esencial a la hora de plantear la estructura deportiva municipal en los próximos diez años; por otro lado, no trabaja de la mano del Gobierno de Aragón, con competencias específicas en esta materia, si bien París dejó claro que se han mantenido contactos con altos dirigentes deportivos autonómicos para la elaboración del Plan Director.

El proyecto desarrolla una serie de medidas para, sobre todo, recortar los gastos y optimizar los recursos, que es la principal preocupación de los dirigentes municipales. El plan -que fue acogido con escepticismo por los grupos de la oposición, debido al importante desembolso (en torno a 240.000 euros)- es una radiografía que plantea también la mejora de diversos centros, entre ellos, el clasiquísimo Salduba, al que el plan director querría convertir en un escenario de referencia en la actividad física vinculada a la salud, con un centro de medicina y un centro de fisioterapia.

Etiquetas