Despliega el menú
Balonmano
Suscríbete

MARIANO ORTEGA

"No me gusta quejarme, pero nos faltan puntos"

El técnico del club naranja se lamenta de los arbitrajes sufridos, pero confía en una reacción ante el Naturhouse.

Ortega realiza una indicación desde la banda.
"No me gusta quejarme, pero nos faltan puntos"
TONI GALáN/A PHOTO AGENCY

Cuatro puntos sobre 12 posibles. En cierta forma, todos esperábamos más puntos y más juego.

Estamos empezando, todavía queda mucho; pero es cierto que necesitamos sumar. El equipo tiene unas ganas enormes de ganar, de crecer, de subir puestos en la clasificación.

Pensaba que me iba a responder refiriéndose a los árbitros. Todo el mundo en torno al CAI Aragón habla de los árbitros, del enorme daño que el colectivo arbitral le está haciendo al club aragonés.

Es cierto que están pasando cosas extrañas. Ves el partido ante el Ademar y no es normal los dos minutos con que fui sancionado al final, su último gol pudo ser falta en ataque, y nuestro último ataque debió ser sancionado con penalti y no con golpe franco.

El Ademar ganó por una diferencia de un gol. Con los datos que aporta, evidencias absolutas si se consulta el vídeo, en vez de vencer el Ademar debió vencer el CAI.

También podemos hablar de los minutos finales en el partido de Granollers, de alguna decisión del partido en Alcobendas...

Uno se pone a recopilar los últimos arbitrajes que ha padecido el CAI Aragón y se pone a tiritar.

No me gusta quejarme, pero pienso que nos faltan puntos, que, en condiciones normales, tendríamos que haber sumado más puntos.

¿Qué va a hacer para enderezar el rumbo?

Mi trabajo consiste en entrenar. En relación a los arbitrajes, nada puedo hacer. El sábado pasado hablamos con Huelín -el responsable de los colegiados- y nos dijo que quizás los árbitros no habían estado afortunados.

Generosísimo, Huelín. El arbitraje de Raluy y Sabroso fue de traca...

No puedo entrar en eso. Yo me dedico a entrenar. Quejarse es síntoma de debilidad. Además, según estamos viendo, no sirve de mucho. Mi labor consiste en preparar a los jugadores para intentar obtener el mejor rendimiento de ellos.

Con este panorama, el encuentro en Logroño ante el Naturhouse es casi una final.

Logroño es un equipo que probablemente estará arriba. Los puntos son vitales para los dos conjuntos. Ellos también se juegan mucho. Pero la victoria nos hace más falta que nunca. No queremos perder contacto con la cabeza. Sabemos que cuentan con un potencial considerable, pero vamos a ir a por todas, a ganar.

El Naturhouse desarrolla un balonmano muy bien elaborado, con un juego rico con el pivote, Garabaya. ¿Qué ha preparado para frenarlo?

Logroño juega con las ideas muy claras. Defienden sin exclusiones, saben sacar muy bien el contragolpe y tienen pocas pérdidas. Somos conscientes de que tenemos que hacer un buen partido para ganar. Además, el público les arropa. Nosotros tenemos que pensar en nosotros mismos, en que tenemos que ser ambiciosos. Necesitamos esos puntos en el camino de la Copa del Rey.

¿Condicionarán los últimos arbitrajes sufridos?

Nosotros solo pensamos en jugar lo mejor que podamos.

Me refiero a que si teme entrar en los minutos finales y que los árbitros perpetren otro atropello como el de Granollers, Alcobendes o el del pasado sábado ante el Ademar.

Quiero centrarme en el juego del CAI Aragón, en sacar todo lo bueno que tenemos dentro. Insisto en que yo no puedo hacer nada para que los árbitros piten mejor o de otra manera.

¿Qué le preocupa?

Que Sergio Ruiz Casanova se recupere de la dolencia que tiene en el pierna izquierda y pueda jugar. Además, Arrhenius también está mejorando. Va a ir convocado e incluso podría jugar. Todos son importantes para un partido como éste.

Algún día cambiará la suerte...

Estamos trabajando mucho. Nos hace falta una pizca de suerte. El año pasado ganamos en las primeras jornadas por marcadores muy estrechos, con goles en los últimos instantes. Hasta ahora solo nos ha ganado con claridad el Ciudad Real. Hemos hecho buenos partidos contra el Barça y el Ademar, con opciones hasta el final ante dos grandes equipos. En Granollers pasaron muchas cosas al final, igual que el sábado pasado. Todos esperamos que el equipo reaccione y gane en Logroño.

Etiquetas