Baloncesto
Suscríbete por 1€

baloncesto

La tenacidad de Yusta encuentra su premio

El alero del Casademont Zaragoza ha regresado a la selección española tras haber superado dos importantes lesiones. Ofreció un gran rendimiento en la recta final de la temporada. 

El alero Santi Yusta, este martes en el entrenamiento de la selección española en el pabellón Príncipe Felipe.
El alero Santi Yusta, este martes en el entrenamiento de la selección española en el pabellón Príncipe Felipe.
Toni Galán

Santi Yusta ha regresado a la selección española. Y su vuelta supone el justo reconocimiento al esfuerzo, el tesón, la perseverancia y la fortaleza mental de un jugador que, pese a su juventud (25 años), ya ha tenido que superar dos lesiones de envergadura a lo largo de su carrera. Afortunadamente, ya dejado tras de sí todos sus problemas físicos, tal y como evidenció el alero en la recta final de la temporada. Su notable desempeño, de hecho, resultó capital para que el Casademont Zaragoza consumara la permanencia en la máxima categoría nacional.

"Estoy muy contento de cómo acabé el curso. Ahora quiero mantener esa misma línea de juego, continuar en forma, seguir dando el máximo en cada uno de los entrenamientos, para así poder ayudar al grupo en todo lo que pueda", anuncia el madrileño, quien explica que ahora, "tras prácticamente un mes sin competir", son días para "ir cogiendo el tono y recuperar sensaciones" para afrontar con garantías "los tres partidos que vienen".

En este sentido, el conjunto de Sergio Scariolo se medirá el viernes con Macedonia del Norte, en el pabellón Príncipe Felipe; el domingo se desplazará a Tiblisi, donde se enfrentará con Georgia el 4 de julio; y tres días más tarde, el equipo nacional tendrá un careo en Riga con Ucrania. "Formar parte de la selección española es siempre un motivo de orgullo, un privilegio. Y hacerlo en Zaragoza es un plus. La afición del Casademont nos ha apoyado mucho esta temporada, que sido especialmente complicada, y poder jugar aquí con España me motiva mucho", confiesa el alero.

Asiduo en las categorías inferiores del combinado nacional, el madrileño ya coleccionó importantes títulos en su etapa de formación: conquistó el Torneo BAM con la selección U14, en 2011, además proclamarse campeón de Europa U16 y U20, en las ediciones celebradas en Ucrania y Finlandia, respectivamente. Su fulgurante progresión le catapultó al equipo español absoluto en julio de 2018. El alero se estrenó a las órdenes de Sergio Scariolo ante Bielorrusia, en el partido correspondiente a la fase de clasificación para el Mundial de 2019, que acabó conquistando España al imponerse a Argentina en la final. Y fue con la selección, precisamente, y además en Zaragoza, cuando a Yusta le sobrevino su primer contratiempo físico. El alero se lesionó la rodilla izquierda en febrero de 2020, en el partido de las ventanas FIBA contra Polonia que se celebró en el pabellón Príncipe Felipe. 

El percance –rotura de ligamento cruzado anterior y del menisco externo–, le llegó en el mejor momento de su carrera, y le mantuvo 10 meses sin jugar. "Sucedió hace más de dos años. No he podido evitar pensarlo estos días, aunque sabiendo que todo eso forma parte del pasado; y que ya estoy perfectamente, mental y físicamente, para poder competir", señala Yusta.

Tras regresar a la pistas en diciembre de 2020, el alero finalizó esa misma campaña su contrato con el Tenerife, y se incorporó entonces al Casademont Zaragoza con el propósito de recuperar su mejor versión. Sin embargo, el infortunio golpeó de nuevo al madrileño cuando el pasado mes de agosto, durante la pretemporada de Benasque, realizó un mal gesto y se dañó el menisco interno de la rodilla izquierda. "Aquella lesión es agua pasada –insiste Yusta–. De hecho, terminé muy bien la temporada, con muy buenas sensaciones. Ahora estoy con la selección española y voy a disfrutar de esta experiencia como un niño", señala el jugador, cuyo propósito ahora es "participar en los tres partidos" más inmediatos del combinado nacional: "Mi intención es hacerme un sitio, entrar en la convocatoria de los tres encuentros. No será nada fácil, porque somos muchos y hay mucha calidad; pero voy a intentarlo con todas mis fuerzas", advierte el alero.

El madrileño es un jugador talentoso, que interpreta muy bien el juego, que anota con facilidad y que tiene capacidad para asumir la responsabilidad en los instantes más comprometidos. Formado en las categorías inferiores del Real Madrid, comenzó a despuntar en la cantera blanca, dentro de una gran generación de jóvenes talentos en la que se encontraban Luka Doncic, Dino Radoncic o Jonathan Barreiro. Se estrenó en la élite con los blancos, con los que compitió durante tres temporadas, y también actuó con el Monbus Obradoiro y el Tenerife. Ahora cumplirá su segundo ejercicio en el Casademont Zaragoza. Antes, sin embargo, le aguardan los partidos de la selección española; porque la tenacidad de Yusta ha encontrado su premio.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión