Despliega el menú
Baloncesto

baloncesto

Laura Nicholls cierra su etapa en el Casademont Zaragoza femenino

Una de las estrellas del proyecto al inicio de la temporada alcanza un acuerdo para desvincularse del club.

Presentación de la estrella del Casademont Zaragoza, Laura Nicholls
Presentación de la estrella del Casademont Zaragoza, Laura Nicholls
Guillermo Mestre

Laura Nicholls abandona el Casademont Zaragoza. La jugadora internacional y el club aragonés alcanzaron este martes un acuerdo para la rescisión del contrato que unía a ambas partes, por lo que la pívot se marcha tras haber participado en 26 encuentros con las zaragozanas. Entre otros aspectos, la operación responde a la necesidad de la entidad de aligerar gasto y, de esta forma, poder acometer ahora la contratación de un pívot que refuerce el equipo masculino.

En este sentido, el Casademont lleva semanas rastreando el mercado para robustecer su juego interior, mermado recientemente por la marcha del estadounidense Jason Thompson. Y aunque maneja diferentes alternativas, el club sigue distinguido por una gestión coherente y previsora, sin despilfarros caprichosos, y no ha querido comprometer el presupuesto de la presente campaña. Ahora, sin el salario de Nicholls, el Casademont contará con un mayor margen para intentar cerrar alguna de las negociaciones que mantiene abiertas.

"Nuestra capitana, Laura Nicholls, cierra su etapa en Zaragoza, tras acordar la salida de nuestro club para emprender un nuevo rumbo deportivo", explicó el Casademont, a través de un comunicado. "El club ha sido sensible a la relevancia de las ofertas deportivas que la jugadora ha estado recibiendo durante todo este tiempo, y a las que ha renunciado por priorizar su compromiso con el Casademont", recordó la entidad que preside Reynaldo Benito. "Con esta decisión, ambas partes encontrarán una situación satisfactoria en sus respectivos caminos, en función de las especiales circunstancias deportivas y económicas por las que está transcurriendo esta temporada para el club y para todas las competiciones profesionales de baloncesto", añade la nota oficial del Casademont.

En el comunicado, la entidad aragonesa también quiso agradecer "el compromiso, la entrega y la ayuda dentro y fuera de la cancha" de la pívot, además de sus "siempre ilusionadas palabras por su pertenencia y estancia" en el Casademont, que suponen "un ejemplo de profesionalidad" para las jugadoras más jóvenes del club zaragozano. "Ha sido una decisión difícil de tomar, pero oportuna en el contexto en el que estamos", señaló el director deportivo de Casademont, Pep Cargol. "Laura nos ha aportado desde el poso de experiencia y de ilusión necesarios para arrancar un proyecto como este, al que ha entregado su trabajo y su esfuerzo en circunstancias no siempre fáciles", añadió Cargol, quien subrayó también que el Casademont Zaragoza "siempre será la casa" de Laura, una jugadora ejemplar que "ha ayudado a crecer a un grupo de jugadoras comprometidas con el equipo".

"El cariño de la afición"

Nicholls contaba desde hace semanas con diferentes ofertas, la mayoría con un salario superior al que percibía en el club aragonés. Sin embargo, la pívot no ha querido abandonar el club hasta que el equipo no tuviera ya atada la permanencia en la máxima categoría nacional. "De Zaragoza me llevo muchas cosas, como el cariño de la afición, de una ciudad de baloncesto", explicó Laura Nicholls, quien advirtió que al Casademont le aguarda por delante "una trayectoria muy bonita y larga".

"Es un orgullo haber formado parte del comienzo de este equipo. No me voy a olvidar nunca de mi estancia aquí. En toda mi carrera deportiva, nunca había tenido la suerte de estar en un club como este, que haga tan bien las cosas, que cuide tan bien la cantera. El Casademont es un gran familia y siempre le estaré muy agradecida al club", confesó la jugadora internacional. Con las zaragozanas, Laura Nicholls ha participado en 26 partidos de la Liga Femenina Endesa, con unas medias de 5,9 puntos, 5,5 rebotes y 1,7 asistencias por partido.

Etiquetas
Comentarios