Despliega el menú
Baloncesto

baloncesto

El Casademont vuelve a la liga

Tras un paréntesis de tres semanas por la Copa del Rey y los compromisos internacionales, el equipo zaragozano retoma la competición doméstica con su partido del sábado contra Estudiantes. 

PARTIDO DE LIGA CASADEMONT ZARAGOZA - BAXI MANRESA / PABELLON PRINCIPE FELIPE ( ZARAGOZA ) / 23/11/2019 / FOTO : OLIVER DUCH [[[FOTOGRAFOS]]]
Rodrigo San Miguel, en un partido contra Baxi Manresa.
Oliver Duch

Queda lejos ya el pasado 8 de febrero, la derrota inapelable contra Baxi Manresa (85-67), un periodo de tres semanas en el que, aunque el Casademont no ha pisado la pista de un partido de Liga Endesa, su vida ha seguido pleno de frenética actividad. Este sábado, el conjunto de Porfirio Fisac retoma el pulso de la competición doméstica regular en cita fijada contra Estudiantes (18.00) en el Príncipe Felipe, después de un intenso paréntesis liguero.

En estas tres semanas, el Casademont Zaragoza ha sufrido la decepción de la Copa del Rey de Málaga con su derrota (90-86) contra Unicaja en el primer envite del torneo, un jarro de agua fría a las ilusiones aragonesas. En este receso, también ha conocido el camino hacia otros sueños, en este caso, su aventura europea, después de que el sorteo de los octavos de final de la Champions League de la FIBA le asignara el Lietkabelis lituano como rival inmediato y al ganador de la eliminatoria entre Tenerife y Oostende como posible cruce de cuartos. Ha dado tiempo, incluso, para que la selección española, campeona del Mundo, pasara por Zaragoza, por su hogar del Príncipe Felipe, en las ventanas FIBA, con derrota frente a Polonia. Y en esta interrupción liguera, el Casademont también ha encontrado una posible solución a sus problemas de juego interior derivados de la baja de Javier Justiz: el paréntesis de febrero le ha servido para reforzar su plantilla con el fichaje del pívot americano Jason Thompson.

Como se observa, el Casademont no ha jugado liga, pero no ha estado quieta su actualidad. Esta semana, Porfirio Fisac recupera la dinámica ordinaria de trabajo, primero, con el regreso de sus internacionales, reclutados por sus respectivas selecciones para los diferentes compromisos de la pasada semana: vuelven los españoles Barreiro, Alocén y San Miguel, el checo Krejci, el alemán Benzing y el islandés Hlinason, una de las sensaciones de la última ventana FIBA tras aplastar a Eslovaquia en la pintura con una actuación portentosa.

Con el regreso a la normalidad, el Casademont se centra ahora en los dos frentes que vertebran su segunda mitad de la temporada. Dos retos con los que abrillantar aún más un año imponente y meritorio. Por un lado, la Liga Endesa, en la que el equipo aragonés buscará proteger su privilegiada tercera posición y resistir como alternativa a los grandes en la fase regular de cara a los ‘play off’ por el título, una meta que no se contemplaba como exigencia en el inicio del año pero a la que el desarrollo de la competición le ha ido dando forma y claridad. Por otro lado, Casademont tiene en Europa un atajo excepcional a través del cual aspirar a cosas importantes. Metido entre los 16 mejores, señalado como uno de los favoritos y con el sueño de acceder a la final a cuatro de la Champions, el equipo zaragozano encara la próxima semana, el miércoles 4 de marzo (20.00/Príncipe Felipe) el primer partido de la serie de octavos contra el Lietkabelis. Es el siguiente obstáculo en un trayecto continental en el que el club tiene depositadas infinitas esperanzas, más aún ante la opción de jugar el ‘final four’ en el pabellón Príncipe Felipe si se es uno de los semifinalistas y prosperan las gestiones para designar Zaragoza como sede. 

Etiquetas
Comentarios