Despliega el menú
Baloncesto

baloncesto

El Casademont Zaragoza acelera el fichaje del pívot

El club aragonés intentará que la nueva incorporación ya pueda participar en la Copa del Rey. 

Javier Justiz, pívot del Casademont Zaragoza, se perderá el resto de la temporada por lesión.
Javier Justiz, pívot del Casademont Zaragoza, se perderá el resto de la temporada por lesión.
Toni Galán

Un pívot para la Copa. El Casademont Zaragoza persigue la contratación de un nuevo refuerzo para su juego interior, tras confirmarse que Javier Justiz se perderá el resto de la temporada. Y el propósito del club aragonés pasa por cerrar la operación con la mayor prontitud posible. De hecho, la intención es que el nuevo fichaje –un jugador contrastado, de reconocido prestigio–, ya pueda actuar con los zaragozanos en la Copa del Rey, competición que se desarrollará en Málaga del 13 al 16 de febrero.

La entidad, fiel a su carácter inconformista, está dispuesta a realizar un importante esfuerzo económico –otro más– para robustecer la plantilla con una pieza ilusionante, de indiscutible potencial, que cuente con un amplio recorrido profesional y, sobre todo, que sea capaz de aportar al grupo con inmediatez. Porque el Casademont no fichará por fichar: lo hará, única y exclusivamente, si el jugador presenta las garantías suficientes para competir al máximo nivel.

Y es ahí, precisamente, donde aparecen los mayores obstáculos para concretar la operación; en las dificultades que, a estas alturas de la temporada, proyecta un mercado tan caro como restringido. Sin embargo, los dirigentes del Casademont ya supieron maniobrar con astucia el pasado mes de noviembre, en una situación parecida, cuando se cerró la incorporación de Dylan Ennis para la línea exterior.

En este sentido, no hay que perder de vista el elevadísimo porcentaje de acierto del Casademont. Su ingenio, su amplitud de miras y su conocimiento del mercado le han aportado importantes réditos en estas dos últimas temporadas: ha diseñado plantillas ambiciosas, ilusionantes y equilibradas, con numerosos recursos en todas sus posiciones, al margen de disponer de la cantera más fértil de todo el panorama nacional.

Pese a estar completando la temporada más exitosa de su historia –líder en Europa y tercer clasificado en la Liga Endesa–, el Casademont quiere más, y sigue elevando sus ambiciones conforme avanza el presente curso. Y eso que, una vez más, las lesiones han tenido efectos muy perniciosos para la plantilla aragonesa, que ha perdido a dos de sus piezas más codiciadas: tal y como confirmó este jueves la entidad, a través de un comunicado, Javier Justiz y Renaldas Seibutis ya no podrán actuar en el actual ejercicio, al tener que pasar ambos por el quirófano para solventar sus respectivos problemas físicos.

Justiz se sometió este jueves a una artroscopia para solucionar la lesión meniscal que arrastraba en la rodilla izquierda, y que se vio agravada en el partido del pasado 15 de enero, en la victoria continental frente al Neptunas Klaipeda (86-70). El cubano, que fue intervenido en Barcelona por el doctor Perramón, permanecerá de baja entre tres y cuatro meses, por lo que no regresará a las pistas hasta la próxima temporada.

En la Liga Endesa, Justiz ha participado esta temporada en 16 encuentros, con unos promedios de 7 puntos y 2 rebotes en 15 minutos de juego. Mientras, el pívot ha disputado 11 partidos en la competición continental, con unos guarismos de 8,5 tantos y 6,6 capturas por duelo en poco más de un cuarto de hora. Sin embargo, es un jugador con una notable incidencia en los aspectos intangibles del juego. Su rendimiento va mucho más allá de los muestran las estadísticas. Se trata de un pívot intimidante, distinguido por su facilidad reboteadora, su capacidad para modificar los tiros del rival y su habilidad para jugar por encima del aro.

Por su parte, Renaldas Seibutis pasará por el quirófano en los próximos días, tras no dar resultado el tratamiento conservador al que se venía sometiendo, desde el pasado mes de septiembre, para resolver sus problemas lumbares. El lituano había mejorado en las últimas semanas e, incluso, se había integrado al trabajo de grupo. Sin embargo, tras dar otro paso atrás en su recuperación esta misma semana, se ha optado finalmente por la intervención quirúrgica.

Etiquetas
Comentarios