Despliega el menú
Baloncesto

baloncesto

El Casademont, ante un rival directo

Los aragoneses se enfrentan a las 20.30 al Neptunas en el Príncipe Felipe en un duelo importante para las aspiraciones del equipo de cara a continuar en Europa.

Alocén, Radovic y Benzing durante un entrenamiento en el Príncipe Felipe.
Alocén, Radovic y Benzing durante un entrenamiento en el Príncipe Felipe.
Toni Galán

Casademont Zaragoza llega a la encrucijada. El Neptunas Klaipeda lituano se cruza en el camino del equipo zaragozano, que quiere recuperar sensaciones y volver a ganar tras la derrota encajada el pasado sábado en el pabellón Príncipe Felipe ante el Iberostar Tenerife. La segunda consecutiva en Liga Endesa. El duelo de la undécima jornada de la Basketball Champions League entre lituanos y aragoneses dará comienzo a las 20.30 en el feudo rojillo en un enfrentamiento vital para obtener el pase a los octavos de final de la competición europea.

Porfirio Fisac no podrá contar para este importante encuentro con dos de los pilares de su plantilla en cuanto a liderazgo y veteranía. Rodrigo San Miguel continúa sin poder entrar en los planes del técnico segoviano por un golpe recibido en el último choque europeo del Casademont, ante el Falco KC Szombathely, y tampoco podrá participar Fran Vázquez, con molestias en el cuádriceps. 

El equipo zaragozano es a día de hoy tercero con un balance de 6-4, igualado con el segundo clasificado del grupo D, el Baskets Bonn. Una victoria hoy ante el Neptunas en el segundo de sus tres partidos consecutivos en casa acercaría la siguiente fase para el cuadro rojillo a falta de tres partidos: fuera ante el Dijon, actual líder del grupo, en casa ante el PAOK y nuevamente lejos del Felipe ante el Brindisi. El equipo zaragozano buscará mantener sus buenos resultados en casa, donde en competición europea, solo ha perdido en un encuentro, el pasado 11 de diciembre ante el Bonn.

Dos factores en los que tendrán que incidir los pupilos de Fisac para tratar de llevarse el encuentro son el dominio de los rebotes y la anotación. El Neptunas Klaipeda ha encajado en el último mes una media de 95.5 puntos, perdiendo los cuatro partidos por una media de 17.8 puntos. Por otro lado, el Casademont ha tenido una mejora defensiva en sus dos últimos choques europeos en los que sus rivales consiguieron menos de 80 puntos. El dominio del rebote será otro aspecto importante en el choque. El equipo aragonés tiene 30.6 capturas defensivas por encuentro mientras que el equipo lituano también es un rival muy sólido en este aspecto, con un promedio cercano a los 27 rebotes defensivos por partido.

Un rival necesitado

Tras un gran inicio en la Champions League con cuatro victorias en los primeros seis partidos del grupo D, la plantilla dirigida por Tomas Rinkevicius ha encajado cuatro derrotas consecutivas, por lo que necesitan del triunfo para revertir la situación, aumentar la moral y mantener sus opciones de clasificarse para los octavos, posibilidades que se verían muy disminuidas en caso de sumar la quinta derrota seguida en Europa.

En el partido que enfrentó al equipo zaragozano en el país báltico los locales se llevaron el triunfo por 91-73, pero el ánimo de los lituanos no será muy alto en esta ocasión ya que vienen de sufrir una dura derrota por 102-64 ante el Lietkabelis en su último enfrentamiento de la Liga lituana. Los tiros libres son otro factor a tener en cuenta del Neptunas pues sus lanzamientos desde el 4.60 suponen el 22.4% de su anotación, datos que le convierten en el equipo de la competición que más puntos consigue en estas lides.

Sus jugadores más destacados son Deyvidas Gailius (14.3 puntos, 3.2 rebotes, 3.2 asistencias) y Gytis Masiulis (12.5 puntos, 5.4 rebotes), pero el Neptunas tiene una importante aportación por parte de sus jugadores de banquillo ya que en Champions estos jugadores promedian 34.2 puntos. El técnico ayudante de Casademont Zaragoza, Sergio Lamúa advirtió: "El partido va ser muy complicado para nosotros porque es un equipo con muchos jugadores internacionales que saben jugar, que tienen calidad y con un juego interior que nos va a poner problemas por su movilidad y juego abierto".

Etiquetas
Comentarios