Despliega el menú
Baloncesto

baloncesto

El VAR del baloncesto

En las dos últimas campañas, la ACB ha realizado cambios en los protocolos de actuación del Instant Replay para reducir aún más los errores arbitrales.

Los árbitros Daniel Hierrezuelo y Carlos Cortés.
Los árbitros Daniel Hierrezuelo y Carlos Cortés.
ACB PHOTO

Carlos Peruga, Alberto Sánchez y Yasmina Alcaraz, los árbitros del partido del pasado sábado entre el Casademont Zaragoza y el Baxi Manresa (86-79), detuvieron el duelo en cinco ocasiones para revisar el monitor y, de esta forma, ratificar o rectificar la decisión adoptada inicialmente. Lo hicieron con las dos antideportivas señaladas a Luke Nelson –primero a Radovic y posteriormente a Barreiro–; también visualizaron el tapón de Jordan Sakho, que declararon ilegal; y, ya en los últimos compases de la contienda, examinaron –por petición expresa de Porfirio Fisac– la acción de Dani Pérez sobre Nico Brussino, que fue considerada una falta normal; además de la personal de Mitrovic a Dylan Ennis, que conllevó la antideportiva del serbio a siete minutos de la conclusión.

Pero, ¿cómo funciona el Instant Replay? Se trata de un sistema de videoarbitraje similar al VAR implantado el anterior curso liguero en el futbol español. En baloncesto, sin embargo, hay que partir de una premisa indefectible para poder utilizar este mecanismo: la acción tiene que haber sido señalada por alguno de los colegiados. Si no se ha pitado, no se podrá revisar.

En este sentido, la ACB implantó una nueva normativa, la pasada temporada, que supuso una importante ampliación de las situaciones revisables por los árbitros, quienes pueden acudir al lnstant Replay las veces que consideren oportuno, siempre y cuando la jugada a analizar se halle entre los supuestos contemplados por la normativa. Entre estas situaciones destaca la posibilidad de examinar, en cualquier momento del partido, si un contacto sancionado por los colegiados es falta normal o es falta antideportiva; identificar a los participantes en un enfrentamiento; verificar si un tapón sancionado como ilegal sí que lo es;#y se amplía la opción de revisar si una canasta ha sido convertida fuera o dentro de los 24 segundos de posesión.

Asimismo, a partir del pasado curso, los entrenadores pueden solicitar a los colegiados el análisis de una acción durante el partido, siempre dentro de los supuestos contemplados por el reglamento. En caso de que el visionado suponga un cambio de la decisión arbitral, el técnico dispondrá de otra solicitud de revisión (máximo dos opciones) en otro momento del partido. Si, por el contrario, el monitor ratifica la decisión de los colegiados, el entrenador ya no podrá pedir que se examine ninguna otra jugada durante ese encuentro.

Los cambios más recientes

Al inicio de la actual temporada, la ACB anunció reformas relevantes para "reforzar la estructura arbitral", así como diferentes cambios en los protocolos de actuación del sistema de videoarbitraje ‘Instant Replay’. Entre las grandes modificaciones, hay que subrayar la obligación de que los colegiados revisen "todas las cámaras disponibles en el último minuto" de los partidos, según advierte la ACB. Asimismo, los delegados en mesa "pueden sugerir la visualización de cámaras que ofrezcan una visión más adecuada de la jugada" que se está revisando.

En este aspecto, no hay que perder de vista la polémica que se desató en la última edición de la Copa del Rey, el pasado mes de febrero, que se decidió en el último instante con una canasta de Ante Tomic. La acción del pívot, que dio el triunfo al Barcelona ante el Real Madrid (93-94), sucedió a un segundo del final de la prórroga. Los árbitros, tras revisar la jugada en el ‘Instant Replay, determinaron que Randolph había taponado ilegalmente el lanzamiento de Tomic, por lo que dieron validez a la canasta del azulgrana. Las repeticiones, sin embargo, evidenciaron que los dos últimos puntos nunca debieron subir al marcador. Entonces, los árbitros no revisaron las 11 tomas que tenían a su disposición, y erraron.

Además, el 24 de septiembre, la Asociación de Clubes de Baloncesto anunció un acuerdo con EVS Broadcast Equipment, la empresa líder mundial en fabricación de los sistemas de producción de vídeo digital en vivo. De esta forma, la ACB#renovaba toda la tecnología del Instant Replay, que permite integrar hasta un máximo de 16 cámaras. En la final de la Copa, el Real Madrid denunció en un comunicado que los árbitros «sólo consultaron dos de las 11 cámaras para decidir la acción» que dio el título al Barcelona.

Etiquetas
Comentarios