Despliega el menú
Baloncesto

baloncesto

El Casademont Zaragoza reforzará su juego exterior

El club aragonés tiene previsto fichar a un alero hasta el próximo mes de junio aunque con una cláusula de corte tras las primeras semanas.

Rodrigo San Miguel, en un entrenamiento en el pabellón Príncipe Felipe.
Rodrigo San Miguel, en un entrenamiento en el pabellón Príncipe Felipe.
Toni Galán

El Casademont reforzará su línea exterior. Y tiene previsto hacerlo en las próximas horas con un jugador que sustituya, de manera temporal, a Renaldas Seibutis. El lituano se someterá la próxima semana a nuevos exámenes médicos para valorar sus problemas de espalda; pero su regreso a las pistas no parece inminente, pese la mejoría experimentada por el escolta en los últimos días. De esta forma, el club aragonés ha optado por robustecerse con una nueva incorporación en el perímetro que amplíe las rotaciones. La entidad se plantea ahora, incluso, fichar a un alero hasta el próximo mes de junio, aunque incluyendo una cláusula de corte tras las primeras semanas para cubrirse las espaldas ante un doble escenario: por si Seibutis puede reincorporarse al grupo o, también, por si el nuevo jugador no alcanza el rendimiento esperado.

El infortunio de las lesiones ha azotado a la escuadra aragonesa en el tramo inicial de la competición. De hecho, el entrenador de los zaragozanos, Porfirio Fisac, no ha podido contar con su plantilla al completo en ninguno de sus 11 compromisos oficiales, lo que está aumentando considerablemente –y peligrosamente– la carga de minutos de la mayoría de los jugadores.

En este sentido, Seibutis es baja indefinida. No ha participado en ningún partido del presente curso, ni en la Liga Endesa ni en la Champions League, aquejado de fuertes dolores de espalda. El escolta se marchó a Lituania el pasado 25 de octubre, con el propósito de recibir un tratam#iento específico; y las sensaciones, de momento, han sido muy positivas en todos los aspectos –por encima, incluso, de las expectativas–. Seibutis se someterá a nuevas pruebas en las próximas horas y, según determinen los resultados, el Casademont tomará una decisión en uno u otro sentido. Sin embargo, aunque la prioridad del club pasaba por su continuidad, todo apunta a que el lituano necesitará, al menos, otro mes y medio para su recuperación definitiva; de ahí que el Casademont Zaragoza ya haya activado diferentes vías para la contratación de un nuevo jugador. El director deportivo de la entidad, Pep Cargol, maneja diferentes alternativas para la incorporación de un jugador exterior, y la intención es que el nuevo refuerzo pueda ser anunciado ya a principios de la próxima semana.

La plantilla cuenta también con la ausencia de Rodrigo San Miguel, quien selesionó en Estambul, en la pista del Besiktas, el pasado 22 de octubre, cuando apenas había disputado tres minutos de partido. El base se perdió después las citas contra el Barcelona y el Falco Szombathely, pero quiso estar presente en el duelo ante el Burgos. Tras este último partido, el aragonés se resintió de sus molestias en el costado, por lo se sometió a nuevas pruebas médicas. El resultado, una microrrotura que le mantendrá inactivo al menos, la próxima semana; lo que supone su ausencia, como mínimo, en dos encuentros oficiales del Casademont: ante el Joventut, en el torneo doméstico; y frente al Dijon, en la competición continental. Eso, en el mejor de los casos.

Además de Seibutis y San Miguel, el Casademont tampoco ha podido alinear en los últimos partidos a Fran Vázquez, que sufre una rotura fibrilar en el gemelo. A ello se unen las molestias de Javier Justiz en la rodilla y de Jonathan Barreiro en el hombro.

La nueva incorporación llegaría para reforzar el perímetro, ya que el juego interior se considera suficientemente cubierto con la presencia de Javier Justiz y de Tryggvi Hlinason, y más tras el importante paso adelante dado por el islandés en su primera campaña con los zaragozanos. Además, Fran Vázquez ha mejorado mucho de su dolencia y su recuperación avanza mucho más rápido de lo inicialmente previsto. Pese los contratiempos en forma de lesiones, el Casademont ha protagonizado el mejor inicio de su historia en la Liga ACB –seis triunfos en siete partidos–, mientras que contabiliza dos victorias en la Champions, pese a haber jugado tres de sus cuatro compromisos europeos lejos del pabellón Príncipe Felipe.

Etiquetas
Comentarios