Despliega el menú
Baloncesto
Suscríbete

CAI Zaragoza 75 - 72 Estudiantes

Vestidos de fiesta

Una nueva victoria del CAI, en este caso frente al Estudiantes, permite al conjunto de Abós continuar en los puestos nobles de la clasificación.

El CAI, con su nueva vestimenta
Vestidos de fiesta
EFE

Negro fiesta. Color de etiqueta y celebración. El CAI Zaragoza estrenó su elegante tercer uniforme logrando su undécimo triunfo de la temporada. Una victoria sufrida hasta el final, en la que el Estudiantes dio guerra hasta el bocinazo final, momento en el que no entró la última opción de Granger que hubiera podido decantar el choque para Estudiantes.

Finalmente, 75-72 en el electrónico y la sensación de que el equipo está preparado para luchar por entrar en el Playoff incluso en aquellos partidos que se ponen cuesta arriba.Inicio fulgurante del CAI

Un inicio demoledor de los rojillos dio la bienvenida al partido. Abós sorprendió alineando a Toppert en el cinco inicial y éste respondió con un triple marca de la casa nada más empezar. En total, el parcial de salida llegó a reflejar el 7-0. El conjunto colegial llegó tarde pero terminó aparenciendo. Todos menos Germán Gabriel, pieza importante para los colegiales que firmó un hororroso 1/8 en triples.

Gracias al físico de Simmons, al talento anotador de Lofton, máximo realizador del encuentro con 20 puntos y al saber hacer individual de varios de sus jugadores, el cuadro madrileño fue entrando progresivamente en el partido. Sin embargo, fueron los continuos cambios de defensa trazados por Pepu Hernández las que sirvieron para aturdir a un CAI falto de ideas en ataque. Cuando se asustan, los aragoneses tienden a buscar solucionar sus apuros con la búsqueda del triple, no siempre bien seleccionado. Así, los zaragozanos terminaron intentando 30 canastas de tres por 31 canastas de dos puntos. Un abuso que finalmente salió bien, aunque dibujó un partido estéticamente feo.Zona del Estudiantes

El CAI se estrellaba contra la zona de Estudiantes y las alternanacias en el marcador se sucedían. Ningún equipo era capaz de mandar más allá de arreones puntuales, uno de los cuales supuso una ventaja de 10 puntos para los rojillos. Nada durarero, un par de acciones de Lofton o Granger y vuelta a empezar. Solo al final del tercer cuarto, los jugadores de José Luis Abós pudieron encontrar con claridad a Rafa Hettsheimeir. El brasileño firmó 13 puntos en total, siendo en ocasiones bien defendido por continuos dos contra uno ejecutados por el 'Estu'.

En el atasco general, el cronómetro empezó a marcar los minutos finales. En ellos, un autétntico carrusel de triples, a destacar uno de Aguilar, replicado inmediatamente por Granger, y otro de Stefansson que Lofton igualó tras una mala zona 2-3 del CAI. El islandés, muy activo durante todo el choque, terminó como el más valorado con 23 puntos.Cabezas dio la luz

La luz en el ocaso la puso Cabezas. El marbellí está en un estado de forma estupendo y su clarividencia es sobresaliente. Se hizo con el tiempo del partido y, además, anotó para adelantar al CAI (70-71). Una ventaja que los zaragozanos ya no dejarían nunca. Aguilar puso un tapón a Lofton y punteó un tiro a Jiménez forzando su fallo. En el siguiente ataque De la Fuente pisó la línea de banda y otrogó el balón al CAI con siete segundos por jugarse. Los azulones mandaron a Wright a la línea de personal y el norteamericano no falló (73-70). Volvería al tiro libre otra vez para poner el 75-72 final. Granger, a la desesperada, intentó el triple desde el medio campo pero el balón no entró. La fiesta era para los de negro.

Ficha técnica:

75 - CAI Zaragoza (24+15+14+22): Cabezas (7), Toppert (3), Stefansson (16), Archibald (6) y Hettsheimeir (13) -cinco inicial- Van Rossom (8), Wright (16), Aguilar (6) y Almazán.

72 - Asefa Estudiantes (16+18+14+24): Lofton (20), Granger (10), De la Fuente (2), Gabriel (8) y Driesen (4) -cinco inicial- Simmons (9), Jiménez (7), Clark (9), Martínez y Fernández (3).

Árbitros: García González, Peruga y Martínez Fernández. No excluyeron a ningún jugador.

Incidencias: partido correspondiente a la vigésima jornada de la Liga disputado en el pabellón Príncipe Felipe de Zaragoza ante unos 7.200 espectadores. En el descanso se homenajeó al Caja3 Teruel de voleibol por la reciente conquista del título de la Copa del Rey.

Etiquetas