Despliega el menú
Deportes

RALLY

Aragón inicia la aventura

>> El equipo Coviar, de los hermanos Grasa, se estrena hoy en el Rally Dakar sudamericano.>> Sainz aspira a la corona y Coma busca revalidar título.

Los participantes, ayer en la avenida 9 de Julio de Buenos Aires
Aragón inicia la aventura
AFP

La aventura comienza para el equipo aragonés Coviar Raid. La cuenta atrás ha terminado para los hermanos Grasa, Javier y Miguel, que hoy completarán la primera etapa del Rally Dakar que, por segundo año consecutivo, se celebra en Argentina y Chile. La presencia de la primera escudería de coches de la Comunidad en este cita representa un desafío tremendo y un gran sueño perseguido durante muchos años. Javier y Miguel Grasa partieron el pasado 26 desde Zaragoza rumbo a Buenos Aires. Ayer su Mitsubishi DI-D (dorsal 432) marchó por el centro de la capital argentina, desde el recinto de La Rural hasta el Obelisco, en la Avenida 9 de Julio, uno de los puntos más simbólicos de la ciudad. La emoción embargó a los deportistas, que vivieron una intensa jornada ya que por la mañana visitaron la Casa de Aragón. Después, los Grasa, junto con el resto de participantes, circularon en enlace hasta Colón, a poco más de 300 kilómetros de Buenos Aires, desde donde hoy partirá la primera etapa (Colón-Córdoba), con 251 kilómetros cronometrados.

 

El rally Dakar Argentina-Chile 2010 da su pistoletazo de salida con Carlos Sainz como principal aspirante al título en coches y Marc Coma en busca de revalidar la corona conseguida en la pasada edición en la categoría de dos ruedas. Los pilotos españoles parten como favoritos de la cita que cuenta con menos participantes, un recorrido distinto y cambios en el reglamento. Serán 362 los vehículos que afrontarán la carrera (176 motos y quads, 134 coches y 52 camiones), con más de 9.000 kilómetros por delante (4.806 cronometrados) repartidos equitativamente en 14 etapas entre Argentina y Chile. El recorrido se realiza en sentido contrario a las agujas del reloj, e incluye una extensa visita al desierto de Atacama, el más árido del planeta y poblado por majestuosas dunas.

 

En la categoría de coches, todas las miradas estarán puestas en el equipo Volkswagen y, sobre todo, en el madrileño Carlos Sainz, que afronta su cuarto Dakar con el cartel de favorito y con ganas de adjudicarse su primera corona. El año pasado estuvo cerca de conseguirlo, pero un accidente a cuatro etapas del final, cuando lideraba la clasificación con casi media hora de ventaja, lo obligó a abandonar. La armada de Volkswagen cuenta con otros pilotos con opciones al título, como el surafricano Giniel De Villiers, campeón en la pasada edición, o el qatarí Nasser Al Attiyah, quien aterrizó en la marca alemana procedente de BMW.

 

Otras amenazas serán el francés Stéphane Peterhansel, nueve veces ganador del Dakar compitiendo en motos y coches, y el español Nani Roma, quienes desembarcaron en el equipo BMW X-Raid tras el abandono de Mitsubishi de la competición de rallys.

 

En la categoría de dos ruedas, el cambio en la regulación impuesto por la organización, que limita la potencia de las motos a 450 cc, aporta al rally una dosis de suspense, aunque el catalán Marc Coma, campeón en 2006 y 2009, sigue siendo favorito en las apuestas. Coma correrá este año con en el equipo 1forall-KTM a lomos de una máquina de 690 cc con una brida para limitar la admisión de combustible, acompañado de su amigo y escudero Jordi Viladoms y el holandés Henk Knuiman. Sus principales contendientes serán los franceses Cyril Despres, segundo el año pasado y campeón en 2007, y David Fretigné, tercero en 2009 y que podría beneficiarse de la ligereza de su Yamaha de 450 cc.

Etiquetas