Despliega el menú
Deportes
Suscríbete

REAL ZARAGOZA

Agapito Iglesias necesita 20 millones

El presidente precisa esa cantidad para acometer diversas obligaciones de pago y solucionar la viabilidad económica del Real Zaragoza hasta final de temporada.

Agapito Iglesias, en sus despacho de Codesport.
Agapito Iglesias necesita 20 millones
JOSé MIGUEL MARCO

Todo el futuro del Real Zaragoza hasta el mes de junio -final de la presente temporada- pasa por una cifra que se sitúa en torno a los 20 millones de euros. Esa es la cantidad que Agapito pretende y necesita para que el equipo siga con vida. Su empeño se inició con solicitudes de crédito a diversas entidades financieras; pero la negativa de crédito por parte de las cajas de ahorro aragonesas le han hecho variar el rumbo. Ahora busca apoyos económicos a través del traspaso de futbolistas (Ander Herrera y/u Obradovic).Esos 20 millones de euros marcan la necesidad más inmediata de liquidez del Real Zaragoza para garantizarse su propia viabilidad como club. Agapito Iglesias requiere esa bolsa de 'cash' para acometer los numerosos frentes que se le avecinan en el calendario de pagos de los próximos cinco meses. Lo primero, y la vía de pagos más urgente y voluminosa, es saldar la deuda pendiente con varios futbolistas de la actual plantilla y del plantel de la pasada temporada (Pablo Amo, Pulido o Pavón). Además de afrontar los plazos de pago correspondientes a los acuerdos de rescisión de contrato alcanzados en enero del año pasado con futbolistas como Ayala y Ewerthon, o tras su destitución con el técnico Marcelino García Toral. Solucionar la liquidación de los pagarés vencidos con la actual plantilla ocupa ahora la prioridad de Agapito Iglesias. El presidente pactó la semana pasada con los futbolistas, tras el conflicto de los impagos aireado por la propia plantilla, resolver el asunto en un plazo de 10 días. Esta gestión se ha convertido en el eje de los movimientos económicos de Agapito.

Otra partida importante de esos 20 millones de euros iría destinada a otros acreedores con los que el Real Zaragoza tiene suscritos plazos de pago. Dos de ellos son el Milan y el Shakhtar Donetsk. Antes de final de temporada, el club aragonés debe asumir el primer pago de la deuda (unos seis millones de euros) contraída con el Milan por el traspaso de Ricardo Oliveira. El Zaragoza pactó un calendario de abonos en agosto pasado y el primer plazo debe afrontarse antes de junio. Lo mismo ocurre con la deuda de 13,5 millones de euros generada por el irregular fichaje de Matuzalem. Zaragoza y Shakhtar perfilaron un acuerdo para distribuir esa indemnización en varios plazos y el primero de ellos tiene una fecha de vencimiento que se supone más o menos cercana, anterior en todo caso al 30 de junio próximo.

Además, en la espera de acreedores figuran diversos agentes de futbolistas con cantidades pendientes de cobro. El Zaragoza también debe solucionar esta grieta de deuda antes de final de temporada.

Por último, otra parte de esos 20 millones de euros, se destinaría a crear un fondo de maniobra dentro del mercado invernal, ahora inexistente. Ante la falta de liquidez, Agapito se encuentra atado de pies y manos en la remodelación de la actual plantilla.

El presidente y accionista mayoritario se encuentra inmerso en una carrera contra el reloj. Corre entre el colapso financiero, la revolución 'non nata' de invierno y los pagos más inmediatos a los jugadores.

Etiquetas