Despliega el menú
Deportes
Suscríbete

AGUIRRE

"La actitud fue óptima"

Javier Aguirre destacó, además del esfuerzo de los jugadores, "la comunión existente entre la grada y los futbolistas".

Javier Aguirre sigue alimentando la cuenta de puntos del Real Zaragoza, espoleando una plantilla limitada con renovadores mensajes de confianza y defendiendo la relevancia de un mes en el que el equipo sigue el rumbo recomendado a falta de los partidos contra el Deportivo y el Málaga. Todas estas cuestionen fueron contenido de la intervención de Aguirre tras ganarle al Levante en un partido insípido y duro para la vista. El técnico mexicano, alejado de los gestos eufóricos y ubicado en su habitual posición de prudencia, se felicitó por la victoria y destacó el alivio por la presión que rodeó al partido. "Los jugadores estaban tensos, había demasiada tensión. Cometimos errores de bulto que yo atribuyo a la situación deportiva que vivimos. En efecto, fue un partido a cara de perro frente a un digno rival. Este el tipo de partidos que vamos a jugar, de nuestra liga particular. No fue un gran espectáculo de encuentro, pero los dos equipos buscamos la victoria", indicó el entrenador del Zaragoza.

Aguirre profundizó en la lectura del partido rescatando la pobreza futbolística de la primera mitad: "Apenas recuerdo ocasiones de mérito, solo el gol de Gabi. En la segunda, hubo más. Sabíamos que el Levante se iba a estirar y buscamos los ataques al contragolpe. Pero nos faltó acierto arriba. Al final, ha tocado sufrir".

El Zaragoza alcanza el final de la primera vuelta con mejores números que la temporada pasada. Esos 16 puntos (9 conseguidos por Aguirre) rearman al equipo. "Llevamos 16 puntos, pero aun así estamos con cuatro o cinco menos de los que deberíamos llevar para salvarnos. Aún no nos llega si miramos la media de los 41-42 que suelen marcar en los últimos años la permanencia. Debemos acelerar en esta segunda mitad del campeonato. Enero está siendo duro, era un mes fuerte para nosotros, y ahora recibimos la próxima semana al Deportivo en casa. Hay que empezar bien la segunda vuelta, aunque será un rival difícil", señaló el técnico.

Uno de los mensajes de Javier Aguirre fue destinado a la actitud de la grada. Aguirre agradeció el apoyo y el ánimo cuando el Levante más fuerza ejercía contra la portería de Leo Franco. "Les felicito por la alegría que nos han transmitido en los últimos diez minutos, con esos cánticos, pidiendo la hora al árbitro, tirando hacia delante? Esas cosas los jugadores lo agradecen. Detecto que, al margen de todo, hay comunión entre la grada y los futbolistas", resaltó el preparador del Real Zaragoza.

Aguirre destacó el partido de Gabi, pero se reservó los elogios personales: "No me gusta centrarme en nadie. Gabi, más allá del gol, hizo un gran partido. Pero todo el equipo ha estado bien en actitud. Ha sido aceptable y óptima. Hemos sufrido algunos errores técnicos y de concentración que nos complicaron la vida, pero es propio de la situación por la que atraviesa el equipo".

Donde se conserva inquebrantable Javier Aguirre es su percepción de la plantilla. El técnico, a falta de refuerzos, redobló su confianza en el grupo actual, aunque sí dejo caer que le falta profundidad al plantel: "Repito: estoy contento con lo que tengo. Braulio está muy bien, Boutahar jugó... Lo único es que somos poquitos, solo 20, y con tarjetas, o lesiones, estamos pocos. Pero al margen del tamaño de la plantilla, con lo que tengo hay suficiente para pelear hasta el final".

Etiquetas