Despliega el menú
Deportes

caza y pesca

Satisfacción por el regreso de la caza y la pesca

Ambos sectores pueden practicar su actividad desde este lunes, siempre respetando las medidas de higiene y seguridad.

Cazador, imagen de archivo.
Cazador, imagen de archivo.
Pixabay

Los aragoneses pueden, desde este lunes, salir al monte a practicar la caza y a los ríos y pantanos a pescar, siempre dentro de los límites de su provincia de residencia gracias a la modificación legislativa autorizada por el Gobierno central la semana pasada que entró en vigor este mismo lunes. Esta autorización vino a atender las peticiones de un sector que genera un importante beneficio económico en Aragón, sobre todo en las zonas rurales.

La orden del Ministerio de Sanidad permite todas las modalidades cinegéticas autorizadas por el Plan Anual de Caza de Aragón 2019-2020 para esta época del año, que esencialmente son recechos y aguardos de piezas de caza mayor (jabalí, ciervo, corzo y cabra montés, entre otros), siempre que se respete la distancia de seguridad y las medidas de higiene y prevención fijadas por las autoridades sanitarias.

Sanidad ha dictado que durante la práctica, cuando no sea posible mantener la distancia de seguridad, será obligatorio el uso de mascarilla. Además, no se podrán compartir utensilios de caza o pesca, ni utillaje de comida o bebida. Se deberá limpiar y desinfectar el vestuario después de su uso, así como todos los utensilios de caza utilizados.

Para el desarrollo de la actividad cinegética organizada que implique a más de un cazador, se deberá disponer de un plan de actuación en el que se detallen las medidas de prevención e higiene a observar. La persona que se haga responsable de la cuadrilla deberá rellanar una documento oficial y portarlo consigo haciendo constar que se han adoptado las medidas de salud pública recomendadas. La autorización de la caza en fase 1 es independiente de la que dictó el Gobierno de Aragón hace ahora un mes para controlar los daños que la sobrepoblación de determinadas especies cinegéticas (como el conejo y el jabalí, por citar solo dos) estaban provocando en las cosechas y amenazando el suministro de la cadena alimentaria.

Desde la Federación Aragonesa de Caza (Farcaza) han recibido la noticia con satisfacción, aunque "nos extraña que no se haya permitido hasta ahora, ya que las modalidades de caza en primavera son los recechos y los aguardos que se suelen practicar en solitario y como mucho dos personas, puesto que un mayor número compromete, gravemente, el éxito de dicha actividad", explican. "Es evidente que en la actuación en solitario el riesgo de contagio es nulo y con otra persona, si se respetan las normas, tal como la distancia de seguridad o en su caso el uso de mascarillas, parece que es irrelevante", agregan.

La reanudación de la actividad deportiva de la pesca ha sido vista desde la Federación Aragonesa de Pesca y Casting, después de que la semana pasada su presidente, Víctor Otal, enviase un escrito solicitando apoyo a los consejeros de Educación, Cultura y Deporte, y de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente, y de que la Federación Española presentase un recurso ante el Tribunal Supremo para que se autorizase la actividad física y deportiva de la pesca, como "la reparación de una injusticia". Así se puede leer en las cartas publicadas por los delegados provinciales de Huesca, Zaragoza y Teruel en las que se llama a disfrutar "con sensatez, prudencia y cordura" y en las que piden respetar "todas las medidas de seguridad que las autoridades impongan en materia sanitaria, de movilidad o de distancia social".

Etiquetas
Comentarios