Despliega el menú
Deportes
Suscríbete

btt

Ruta de estrellas por los Monegros sin salir de casa

Aleix Espargaró, Claudio Chiappucci o Juanito Oiarzabal han sido los protagonistas de la edición virtual de la Orbea Monegros celebrada este sábado.

Claudio Chiappucci, durante su intervención en la Orbea Monegros.
Claudio Chiappucci, durante su intervención en la Orbea Monegros.
Orbea Monegros

La belleza árida de los paisajes de Monegros ha dejado paso este sábado a la pantalla de los ordenadores y dispositivos móviles para la celebración de una Orbea BTT peculiar tras haberse suspendido la clásica. Esta era la fecha elegida para la edición del 20 aniversario y la imposibilidad de su disputa por culpa del covid-19 llevó a la organización a ingeniárselas para preparar y difundir en tiempo récord una alternativa que se ha podido disfrutar a través de las cuentas de Facebook e Instagram de esta cita. que ha alcanzado una media de 200 espectadores y ha estado conducida por el director de la prueba, Juan Carlos Nájera.

Por espacio de algo más de cinco horas se ha desarrollado una programación para combatir un momento de “incertidumbre”, como lo ha definido Nájera. “Los aficionados al ciclismo sabemos disfrutar y sufrir a partes iguales. Cuando nos encontramos con una pendiente difícil echamos el pie a tierra. Si miramos más arriba encontraremos la senda que nos lleve por el buen camino”, ha señalado a modo de metáfora. Para compartir estas inquietudes “en un día especial” se ha dividido el especial en dos bloques, un primero de dos horas con entrevistas a personalidades de las dos ruedas como Claudio Chiappucci o Milton Ramos, el piloto de Moto GP Aleix Espargaró o el montañero Juanito Oiarzabal; la segunda, con consejos de profesionales y un concurso de dibujo con el que se escogerá el cartel de 2021.

Se trataba de “celebrar” la Orbea Monegros, “la gran fiesta de la mountain bike de una manera diferente”, ha referido Nájera. Como requisito opcional se podía seguir el desarrollo del directo subido a la bicicleta, estática o con rodillo, y una de las secciones se ha destinado a realizar un entrenamiento lo más próximo posible a una prueba que, de haberse desarrollado, habría soportado temperaturas de entre 21 y 23 grados a través del desierto monegrino y con el hashtag 'Pedaleando desde casa'.

Uno de los primeros y más ilustres en subirse a la BTT ha sido el exprofesional italiano Claudio Chiappucci. ‘El Diablo’, mito de la década de los 90 pese a no ganar ninguna de las grandes rondas, acudió a la primera edición en 2001 y ha vencido las dificultades técnicas para referirse a la dureza de la crisis sanitaria también en su país puesto que “el 4 de mayo se abrirá el confinamiento para poder vivir un poco mejor”. Tras recordar la rivalidad con Miguel Induráin y los cambios de las dos últimas décadas en el desarrollo de las carreras, Chiappucci se ha comprometido a estar presente en la parrilla de salida junto al navarro para celebrar el vigésimo aniversario.

Desde el sofá de su casa, en una imagen muy poco acostumbrada, ha atendido a los organizadores Juanito Oiarzabal, emperador de los ‘ochomiles’ tras superar los 14 del mundo y repetir diez de ellos. “Los tengo en parada ahora mismo”, ha recordado, con motivo de cuestiones de salud y del fallecimiento, en 2017, de su compañero Alberto Zerain. “Estoy medicado y con inhaladores, con sintrom, y dándole vueltas a qué me depara el futuro y de si soy capaz de retomar el proyecto y subir los cuatro ‘ochomiles’” que le faltan para completar las dos vueltas a las cimas del mundo. Y no quiere ni oír hablar de un Everest “que se ha convertido en un show”.

El piloto catalán Aleix Espargaró también sabe qué es tomar parte de la Orbea Monegros y ha mostrado, subido a la bicicleta y ataviado para la ocasión para cubrir el recorrido desde casa, la sorpresa que se llevó “por el volumen de gente que se mueve, una fila que no se acababa nunca. Me flipó, es algo espectacular que reúne a 8.000 personas y una fiesta de la bici”. Ha confesado que “infravaloró” la cita y fue “más dura” de lo que pensaba. Espargaró considera la bicicleta “una pasión” que le prepara para la temporada en Moto GP y sobre la que sufre incluso más que en la competición oficial.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión