Despliega el menú
Deportes

ciclismo adaptado

El aragonés Eduardo Santas inicia el Mundial adaptado en pista con un bronce

El turiasonense Eduardo Santas logró el bronce en la prueba de persecución (categoría MC3), en la primera jornada del Mundial de Ciclismo Adaptado en Pista que se está disputando en Milton (Canadá)

El aragonés Eduardo Santas, en el podio con el bronce conquistado en la prueba de persecución MC3 en el Mundial de Milton (Canadá)
El aragonés Eduardo Santas, en el podio con el bronce conquistado en la prueba de persecución MC3 en el Mundial de Milton (Canadá)
RFEC

El ciclista aragonés Eduardo Santas Asensio sigue embelleciendo su palmarés. El paralímpico de Tarazona ha iniciado el Campeonato del Mundo de velocidad, que se celebra en Milton (Canadá) con una medalla de bronce en la prueba de persecución, en la categoría MC3. Un nuevo éxito y la presea número 13 en mundiales que ya ha inscrito en su currículum. 

"Un bronce en persecución individual con una impresionante mejor marca personal de 3:28:855. Es un tiempo que me habría valido para luchar por el oro, pero en la jornada matinal cometí algunos errores que me relegaron a la final B. Aún así, estoy muy satisfecho con el rendimiento", ha reconocido el internacional, que afronta la segunda sesión de la competición con las pruebas de kilómetro y 200 metros omnium.

El Mattamy National Cycling Centre de Milton es el escenario del torneo que reparte billetes para los próximos Juegos Paralímpicos de Tokio 2020. Ahí estará Eduardo Santas, que se ha que se ha consolidado como una de las grandes referencias de la clase C3 a nivel mundial. El turiasonense, quien con cuatro años sufrió una parálisis cerebral por una varicela que le dejó como secuela una hemiplejia del lado derecho del cuerpo, disputa su séptimo Mundial 'indoor' con un objetivo claro: la medalla de oro. "Desde que disputé mi primer Mundial en pista en 2014, en Aguascalientes (México, oro por equipos), persigo el cajón más alto del podio. Ser campeón del mundo individual se me resiste y esa espina quiero sacármela", contaba el protagonista antes de partir a Canadá.

Eduardo Santas, en acción en la prueba de persecución 3 kilómetros C3 en el Mundial de Milton (Canadá)
Eduardo Santas, en acción en la prueba de persecución 3 kilómetros C3 en el Mundial de Milton (Canadá)
RFEC

En la primera prueba de su programa deportivo, Santas atrapó un bronce que pudo tener otro color. El aragonés realizó una magnífica clasificatoria de persecución (3:33.823), finalizando tercero, teniendo la opción de luchar por el bronce frente al belga Schelfhout. El ciclistas (que compite a nivel nacional con licencia navarra) demostraría en la lucha por el tercer cajón del podio que estaba, incluso, para cotas mayores, firmando un sensacional registro de 3:28.855, un tiempo aún mejor que el que dio la plata al británico Jaco Van Gass (3:29.266).

Eduardo Santas exhibe 29 títulos de campeón de España, ocho Mundiales -dos en ruta y seis en pista- con trece metales, cinco podios en la Copa del Mundo, 18 trofeos en citas de la Copa de Europa -entre lo más destacado- en las casi 200 pruebas que lleva en sus piernas, y el galardón de más brilla: el bronce en los Juegos Paralímpicos de Río. Además ha sido galardonado con Placa de Bronce de la Real Orden al Mérito Deportivo en 2016.

En la selección española, el cordobés Alfonso Cabello fue el gran protagonista nacional al revalidar su título mundial en el kilómetro -su sexto maillot arco iris de campeón-de la clase C5, donde alcanzó los 56.980 km/h para acabar con un registro de 1:03.180, su mejor marca a nivel del mar, y aventajando en más de dos segundos al estadounidense Christopher Murphy. En la prueba de persecución C1, Ricardo Ten también aspiraba a revalidar su título mundial, pero se encontró con el gran nivel del chino Zhangyu Li, que firmó récord del mundo en las series clasificatorias (3:45.469), y se tuvo que conformar con la plata

Etiquetas
Comentarios