Deportes

hockey hierba

Begoña García afronta el Europeo de hockey con doble regalo

La zaragozana Begoña García disputa el Campeonato de Europa absoluto en Amberes, donde buscará con España un título que viene acompañado del billete olímpico a Tokio.

Begoña García, centenaria internacional con España
Begoña García, centenaria internacional con España
Enrique Cidoncha

La cuenta atrás para los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 ya ha comenzado para los deportistas. También para Begoña García, que tuvo la oportunidad de debutar en Río de Janeiro y que aspira a poder repetir la experiencia marcando goles con su ‘stick’. La zaragozana está ante la primera oportunidad de poder sellar el billete para la capital japonesa: la selección femenina absoluta disputa desde este sábado (hasta el 25) en Amberes (Bélgica) el Europeo de hockey hierba. Una cita de gran valor ya que el equipo que se proclame campeón tendrá la plaza asegurada para el mayor evento deportivo del planeta. "Un Europeo son palabras mayores. Ganarlo es muy difícil, pero no imposible. Sería magnífico el poder clasificarnos directamente, ya que nos quitaríamos el preolímpico, que este año te juegas el puesto a dos partidos directos. Así que vamos a darlo todo", apunta la delantera aragonesa.

Las ‘Red Sticks’ (nombre de guerra del combinado nacional) ya se encuentran en la ciudad belga tras la concentración previa en Utrech, donde el técnico, Adrian Lock, terminó de dar forma al plantel que abordará desde mañana el Europeo. En la lista definitiva de 18 jugadoras se mantiene firme Begoña García, de 24 años, que suma un total de 126 internacionalidades. "Sí, ya es una cifra importante. Me siento con más experiencia para afrontar los partidos, y ahora toca un nuevo Europeo, mi segundo torneo absoluto, un campeonato donde hay mucho nivel, rápido y entretenido. Vamos a jugar con todas las ganas del mundo y espero aportar lo máximo para lograr nuestros objetivos", destaca la olímpica.

La aragonesa lleva más de una década entregada a un deporte que empezó a practicar en el colegio Antonio Machado, en el mismo centro que su hermano mayor, Guillermo, que también es un adelantado en esta disciplina. Begoña quiso imitarle, entrenaba siempre con chicos ya que había pocas niñas que se atrevieran a correr detrás de una pelota con un palo largo, y competía en categorías mixtas. Hasta que llegó una edad en que ya no podía progresar más. Cuando cumplió 14 años, su entrenador le propuso jugar en Valencia, en el Xaloc. Sabía de su potencial y allí conocía al preparador de las valencianas, con liga propia de hockey hierba. Su nivel en Valencia le valió la llamada de la Residencia Blume, el lugar donde se ubica el Centro de Alto Rendimiento del Consejo Superior de Deportes en Madrid. Una instalación para las jóvenes promesas del deporte nacional adonde llegó Begoña tres años después para quedarse.

"No dudé ni un momento en aceptarla para poder seguir jugando y entrenando de una forma más profesional. Los primeros años que me fui sí se hicieron duros, pero esta es mi octava temporada fuera de casa. Mi familia y amigos están en Zaragoza y los tengo siempre muy presentes, pero en Madrid también he creado mi circulo y estoy muy contenta en mi casa y de mi forma de vida», detalla Begoña. La deportista se ha hecho un nombre en el Club de Campo, equipo al que lleva unida tres campañas y con el que el curso pasado ganó todo: «La Copa de la Reina, la Liga y el Europeo de clubes de segunda categoría. Además, fui elegida la mejor jugadora de la ‘Final Four’. Así que fue un gran año y estoy muy contenta en el equipo».

Paralelamente, su presencia en la selección española se ha consolidado, pudiendo disfrutar "del sueño de los Juegos" en Río, de donde se trajo el diploma olímpico. El anterior Europeo (Ámsterdam 2017) concluyó con la aragonesa coronada como máxima goleadora, y fue pieza clave en el histórico éxito deportivo del conjunto nacional, la medalla de bronce en el Mundial de 2018 en Londres. "Fue un gran paso para el equipo porque llevábamos muchos años de trabajo pero sin acabar de conseguir un buen resultado. Con ese tercer puesto mundial nos afianzamos y nos hemos ganado el respeto de los rivales", desarrolla Begoña.

Una buena dinámica que esperan refrendar en Amberes. España está encuadrada en el Grupo A: debutará este sábado (18.00) contra Rusia. Dos días después, el 19, se enfrentará a Holanda (18.00), para finalizar la primera fase el 21 de agosto ante la anfitriona, Bélgica (20.30). "Nuestra mira meta es la fase de grupos, cuajar buenos partidos y poder acceder a semifinales. El que más actitud, ganas e ilusión le eche estará en semifinales y nosotras lo vamos a pelear", concluye Begoña García.

Etiquetas
Comentarios