Despliega el menú
Deportes

rugby

Huesca salda su deuda con el rugby

El nuevo club de la capital oscense busca jugadores para poder competir la próxima temporada y cuenta con el respaldo de los equipos de Monzón y Jaca.

Los jugadores del conjunto masculino posan para su primera imagen oficial.
Los jugadores del conjunto masculino posan para su primera imagen oficial.
Heraldo.es

A partir de ahora, términos como melé, tackle o drop serán mucho más conocidos en Huesca. La capital oscense era una de las pocas del país que no contaba con un equipo de rugby y a partir de ahora va a paliar esta carencia. Nace el Huesca Rugby, que ya busca jugadores para competir la próxima temporada en la categoría regional. Se trata de un proyecto que procede de antiguo pero que se ha retomado en los últimos meses de dos clubes de la provincia, los de Monzón y Fraga, para saldar así una deuda histórica.

Hace más de una década dejó de existir el anterior proyecto de estas características, el Club de Rugby Huesca, que se entrenaba y disputaba sus encuentros en el Instituto Montearagón, el mismo escenario que ahora utiliza la Sociedad Deportiva Huesca. En su puesta de largo, el pasado 25 de mayo, se celebraron dos partidos de la Copa Aragonesa frente al Íbero Rugby Club de Zaragoza. Además del club Quebrantahuesos Rugby de Monzón y el Club de Rugby Jaca, también colabora la Universidad de Zaragoza con el ánimo de que los oscenses compongan dos plantillas lo más competitivas posibles para el curso que viene.

Huesca era hasta la fecha la única capital de provincia española que no desarrollaba su pasión por el rugby, un deporte en pleno crecimiento en España. El combinado nacional, que estuvo a punto de clasificarse para la Copa del Mundo que se celebrará en Japón entre septiembre y noviembre, es la punta de lanza de esta modalidad. Además, la provincia altoaragonesa cuenta con un alto número de federados, y son más de mil en toda la comunidad autónoma. La directiva del club ya se ha reunido en Francia con el Tarbes, equipo de la ciudad hermanada con Huesca, en pos de posibles acuerdos y colaboraciones de futuro.

También se reivindica el respaldo institucional y un crecimiento en el que se tendrá en cuenta un acuerdo de filialidad con Monzón, puesto que otro de los fundamentos de esta nueva entidad se halla en la formación de jugadores para una escuadra, la montisonense, que compite en el exigente grupo catalán del campeonato español. La idea es que aquellos seleccionados vayan rotando en función de su nivel, de las necesidades del cuadro de la capital y, también, de sus obligaciones laborales.

El Huesca Rugby ha escogido para esta andadura una equipación con rayas horizontales (las tradicionales en el deporte del balón ovalado) verdes y blancas en honor a los colores laurentinos de la ciudad. Además, en su escudo aparece un dragón en referencia a San Jorge, el patrón aragonés, como villano de esta leyenda. Aunque ya se sabe que el rugby es un deporte de villanos jugado por ucaballeros.

Los interesados en inscribirse en esta nueva aventura pueden acudir a las cuentas de esta entidad en Facebook e Instagram para informarse, y el fin es contar con una escuadra masculina y otra femenina para el curso que viene. En los partidos de exhibición disputados ante el Íbero Rugby, los sénior cayeron por un resultado de 19-41 y las chicas por 7-37. Pero la llama ya se encuentra prendida.

Etiquetas
Comentarios