Despliega el menú
Deportes

tecnyconta zaragoza

Sin miedo al Barcelona

El Tecnyconta se agarra a su gran momento y a su fortaleza como local para intentar dar la sorpresa ante el líder. Los catalanes suman cinco triunfos seguidos.

Javier Justiz, pívot del Tecnyconta Zaragoza, durante un entrenamiento en el pabellón Príncipe Felipe.
Javier Justiz, pívot del Tecnyconta Zaragoza, durante un entrenamiento en el pabellón Príncipe Felipe.
Guillermo Mestre

Precaución y respeto, sí; pero nunca miedo. El Tecnyconta no teme al Barcelona (18.00, #Vamos). No asusta el estado anímico del rival, por mucho que se presente a la cita tras haber conquistado el triunfo en sus últimos cinco compromisos –incluida su brillante actuación en la pista del Real Madrid (76-82)–. Tampoco preocupa su potencial ofensivo, el más productivo de la ACB, con un promedio de 87,92 puntos anotados por partido; ni su solvencia atrás, un aspecto que el conjunto de Svetislav Pesic también domina con mano firme –es el segundo equipo menos batido del campeonato, con 75 tantos encajados por duelo–. El cuadro aragonés ni siquiera parece inquietarse por el prestigio de la plantilla azulgrana, una de las más rutilantes del panorama continental, ni por la mayor amplitud de banquillo de los catalanes, muy superiores en las rotaciones. Pese a todas las dificultades, pese a la visita del líder, el Tecnyconta cree en la gesta.

Y no se trata de un ejercicio de altivez. De hecho, nadie en el conjunto zaragozano ignora la entidad del Barcelona, ni su amplitud de miras, ni su innegable capacidad para conquistar la victoria ante cualquier rival y en cualquier escenario. Sin embargo, en el vestuario del Tecnyconta interesa más lo propio que lo ajeno: lo importante es el rendimiento que pueda ofrecer el equipo. Y en este sentido, la plantilla que gestiona Porfirio Fisac ha dado otro importante paso adelante –otro más– en las tres últimas jornadas de la competición regular: superó al Baskonia y al Unicaja, en el pabellón Príncipe Felipe; y también se impuso a domicilio al Obradoiro, el pasado sábado, para facturar su decimocuarto triunfo de la temporada.

El equipo zaragozano, de esta forma, ha ido elevando sus ambiciones en el curso actual: una vez asegurada su continuidad en la máxima categoría, ahora aspira a clasificarse para las competiciones continentales e, incluso, a participar en las eliminatorias por el título. Dos aspiraciones de calado para un conjunto que había iniciado el curso con el objetivo prioritario de sellar la salvación.

De momento, consumidas 26 jornadas del campeonato regular, el Tecnyconta se alinea en la octava posición de la tabla, aunque igualado a victorias con el Joventut de Badalona, sexto clasificado. Y aunque ahora le aguarda un reto mayúsculo con la visita del Barcelona, los zaragozanos encaran la cita con seguridad y convicción. Además, se agarran a su fortaleza como local para intentar consumar la hombrada ante el gigante azulgrana. En este aspecto, el equipo de Fisac está exhibiendo una capacidad competitiva admirable al calor de sus aficionados: ha conquistado el triunfo en 9 de sus 12 compromisos como local, los dos últimos ante rivales de la talla del Baskonia y el Unicaja de Málaga.

Sin Fran Vázquez

El Tecnyconta afronta el choque sin la presencia de Fran Vázquez, una pieza capital en el juego interior por su envergadura, su consistencia y su poder de intimidación, al margen de sus numerosos recursos en el ámbito ofensivo. El pívot se lesionó en el partido del pasado sábado, en Santiago de Compostela, y sufre una lesión muscular en el gemelo de la pierna izquierda que le mantendrá fuera de las pistas al menos los cuatro próximos encuentros.

Una ausencia de entidad para medirse con el Barcelona, un bloque con una amplitud de recursos devastadores. El conjunto azulgrana lidera con mano firme el torneo doméstico, con 22 triunfos conquistados en 26 jornadas, y viene comparece en Zaragoza tras haber encadenado cinco victorias consecutivas en el torneo doméstico. También se ha clasificado para los octavos de final de la Euroliga, donde le aguarda el Anadolu Efes de Estambul. El cuadro azulgrana, que tendrá la baja de Kevin Séraphin, amenaza desde todas las posiciones: la dirección y el ingenio de Pangos y Heurtel; la fuerza de Rolands Smits, intenso en cada una de sus acciones; la amenaza exterior de Ribas y Kuric; el talento de Tomic en la pintura; la clase y la potencia de Singleton, quien, al igual que Claver, cuenta con unas capacidades físicas sobresalientes; la polivalencia de Jaka Blazic; la constancia y agresividad de Hanga; la contundencia de Oriola y Artem Pustovyi... Contra todo ese arsenal tiene que combatir el Tecnyconta Zaragoza.

Etiquetas
Comentarios