Deportes

baloncesto femenino

Víctor Lapeña enriquece su palmarés con el título de la Eurocup

El entrenador aragonés conquista con el Nadezhda Oremburgo ruso su primer título de clubes europeo. "Es un triunfo muy especial después de un año duro en el extranjero", asegura.

Víctor Lapeña, el segundo por la izquierda, celebra el título junto a su hija Marta.
Víctor Lapeña, el segundo por la izquierda, celebra el título junto a su hija Marta.
@EuroCupWomen

Víctor Lapeña se ha convertido, por derecho propio, en un coleccionista de trofeos y medallas. El preparador aragonés enriqueció este miércoles su sobresaliente palmarés conquistando el título de la Eurocup con el Nadezhda Oremburgo ruso tras vencer en la final a doble partido al Basket Lattes Montpellier Agglomératio (BLMA) francés. En la ida, perdieron en casa 71-75 y este miércoles por la noche completaron una excelente remontada venciendo en suelo francés por 57-75. Una renta que les coronaba como campeones de la Eurocup, la competición en la que participan los mejores equipos europeos del continente que no se han clasificado para la Euroliga.

El título es un éxito rotundo e inesperado para un club, el Oremburgo ruso, que ni mucho menos partía como favorito en una competición en la que, entre otros, ha tumbado al poderoso Perfumerías Avenida en cuartos de final o al campeón italiano en semifinales, el Familia Schio. El Oremburgo ratificó en la final su condición de revelación del torneo remontando en Francia la desventaja de cuatro puntos del partido de ida y venciendo por un amplio margen de 18 puntos.

"Nadie nos daba como posibles candidatos al título porque hemos pasado por muchas dificultades. Nadie pensaba que podíamos eliminar en cuartos de final a un equipazo como Perfumerías Avenida, luego al campeón italiano… y después en la final, tras perder en la ida en casa en Rusia. En la vuelta hemos ganado de 18 puntos en su cancha, con todos sus aficionados apretando. Ha sido un triunfo muy especial", resume Lapeña. "Es una gran satisfacción vencer así, viendo como mis jugadoras supieron interpretar el plan de partido que les había propuesto", agrega orgulloso de un equipo en el que comparte plantel con las españolas Laura Nicholls y Sandra Ygueravide, además del preparador físico Carlos Martínez.

El campeonato redondea una temporada compleja para Lapeña en su primera experiencia en el extranjero, lejos del calor de su familia. "Estamos muy contentos con la victoria. Es un título Europeo, una Copa de Europa. Y para mí como entrenador es especial, sobre todo después de vivir un año duro en el extranjero, lejos de mi familia, es una gran recompensa vivir un éxito tan rotundo como este", reconoce el zaragozano, recordando las dificultades del día a día en Oremburgo, una ciudad separada por 5.357 kilómetros de Zaragoza, a unos 1.500 kilómetros al sudeste de Moscú y a 90 kilómetros de la frontera con Kazajistán.

Anoche, en Montpellier, Lapeña estuvo arropado por varios miembros de su familia: su mujer, su padre, su hermano y sus dos hijas. Incluso la pequeña, Marta, subió con él al podio a recoger la medalla de campeón y posar junto a las jugadoras del Oremburgo. “Estoy muy feliz de representar a mi tierra, Aragón. De poder hacer mi trabajo y poder disfrutarlo junto a mi familia, que es lo más importante para mí. Fue muy especial compartir el éxito con mis familiares”, remata emocionado el preparador.

Víctor Lapeña, que ha cumplido recientemente 44 años, suma en su palmarés más de una docena de medallas como miembro del cuerpo técnico de las categorías inferiores de la selección española y de la absoluta. Además, logró en 2006 el ascenso a Primera División con el Mann Filter y en su etapa como primer entrenador del Perfumerías Avenida de Salamanca conquistó una Liga Femenina, una Copa de la Reina y una Supercopa de España. 

Etiquetas
Comentarios