Deportes
Suscríbete por 1€

Abadía quiere la triple corona

El zaragozano llega a Alcañiz preparado para ganar el oro en el Nacional de 10K, tras conquistarlo en el cross y los 10.000 metros.

Abadía celebra su triunfo en el pasado Nacional de cross.
Abadía celebra su triunfo en el pasado Nacional de cross.
J. A. Miguélez/Rfea

Toni Abadía vuelve a la carga. El atleta zaragozano del Nike Running, flamante campeón de España de campo a través y de 10.000 metros, llega a su tercera gran cita del 2016: el campeonato nacional de 10K de Alcañiz, una carrera que cumple su décimo aniversario. A partir de las 10.30, comenzará la persecución de una nueva medalla de oro, con la que seguir con su impecable temporada dentro del atletismo español. El pupilo de José Luis Mareca ha superado el trago agridulce que experimentó en Maia el pasado 9 de abril, cuando siete segundos le privaron de firmar la mínima olímpica en los 10.000, y no se pone límites para la gran carrera que le espera hoy: "Es una distancia más rápida de cara a lo que se me viene encima –afirma en referencia a lograr billete a los Juegos en la distancia de 5.000– y es ante mi gente. No hay excusas para no ganar".

Entre sus principales competidores hoy en Alcañiz, destaca el gallego Alejandro Fernández, ganador hace un año en la 10K de Albacete, y el mediofondista Adel Mechaal. Este último no pudo completar una gran actuación en el Trofeo Ibérico de Maia, donde se retiró en los primeros kilómetros de la final de los 10.000, por lo que su rendimiento de hoy es verdaderamente incierto. Cabe nombrar, igualmente, otros nombres propios: Houssame Eddine Benabbou y Nassim Hassaous, ambos integrantes de la selección española promesa de cross que ganó el título europeo el pasado mes de diciembre junto a los aragoneses Carlos Mayo y Jaime Escriche; el albaceteño Antonio Cantos, reciente ganador de la 5K de Albacete, y el maratoniano extremeño Pablo Villalobos.

La clave del triunfo, según el discípulo de Mareca, reside en el repecho que presenta el trazado alcañizano a partir del kilómetro 8,5, en el que hay un pequeño repecho que me puede ser beneficioso, en sus palabras. "Es un tramo que puedo correr con ventaja gracias a mi preparación en el campo a través", estima, al tiempo que considera un factor fundamental tener al público local a su favor.

Aunque reconoce que no ha desarrollado una preparación específica para la 10K de Alcañiz, Abadía considera que su puesta a punto para el campeonato que hoy disputa sí ha supuesto un entrenamiento complementario para el pasaporte olímpico que anhela. "No nos ha dado tiempo de concentrarnos en la ruta, pero estoy en muy buena forma", declara el zaragozano. "Terminé con sentimientos encontrados en Maia y quiero canalizar esa rabia y utilizarla para lograr la marca mínima en el 5.000. Ese es el gran objetivo", puntualiza. Su decisión le ha llevado a renunciar a la Copa de Europa por selecciones del próximo mes de mayo. Un nuevo sacrificio que espera recompensa en la Reunión de Hengelo (Holanda), el 22 de mayo.Cristina Espejo hará de liebre

La campeona de España de cross en categoría promesa, la montisonense Cristina Espejo (Hinaco Monzón), acudirá a Alcañiz, aunque no competirá. "Interfiere en mi preparación del 1.500, porque es una distancia todavía demasiado grande, y podría perjudicarme antes que beneficiarme", reconoce Espejo, quien apunta al Encuentro de Huelva, en el mes de junio. La aragonesa ejercerá de liebre para aquellas competidoras que deseen marcar un tiempo de 40 minutos.

En categoría femenina, sobresalen tres atletas: Zulema Fuentes-Pila, Nuria Lugueros –tras su gran campaña invernal de campo a través–, y la turolense Marta Silvestre (Bilbao Atletismo). La fondista se encuentra en un momento delicado de forma, porque ha superado unas molestias en un tendón que le surgieron a finales de marzo. Dos meses después de tratar, sin éxito, de asaltar la mínima olímpica en el maratón de Sevilla, Silvestre quiere firmar una gran carrera en Alcañiz, recuperar las sensaciones y confirmar su recuperación de cara al Europeo de media maratón. "Mi intención es competir, finalizar en la mejor posición que pueda, y hacerlo ante los aficionados aragoneses", asevera, muy motivada.

A la conclusión de la 10K, varios centenares de personas disputarán una carrera solidaria de un kilómetro de longitud, organizada, como el resto de las competiciones, por el club Tragamillas y con el apoyo de Caja Rural de Teruel y Aceite del Bajo Aragón.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión