Despliega el menú
Deportes
Suscríbete

Duelo de alta tensión en El Alcoraz

Huesca y Mallorca lucharán hoy por dar un golpe anímico a su rival y abrir brecha con el descenso. Regresan Íñigo López y el pichichi Darwin Machis.

Darwin Machis saliendo en velocidad, su principal virtud, a tapar una falta en uno de los entrenamientos de esta semana.
Darwin Machis saliendo en velocidad, su principal virtud, a tapar una falta en uno de los entrenamientos de esta semana.
Rafael Gobantes

"Son tres puntos muy importantes, pero tres nada más". Así arengó ayer Juan Antonio Anquela a sus jugadores tratando de quitarles toda la presión posible para el crucial partido que disputan hoy a las 18.00 en El Alcoraz frente a un Real Mallorca en horas bajas. Pero lo cierto es que hoy está en juego mucho más que una mera victoria ya que ambos equipos llegan a este duelo de alta tensión empatados a 27 puntos y buscando dar un golpe anímico a su rival y abrir brecha con el descenso.

Si tres de los cuatro últimos enfrentamientos de los azulgranas ante Albacete, Tenerife y Girona ya se podía calificar como finales por las apreturas que había en la clasificación, el de hoy se puede tachar de finalísima. Y es que un triunfo podría dejar un botín mucho más preciado que tres simples puntos teniendo en cuenta los otros tres choques de alto voltaje que librarán el resto de aspirantes a la permanencia:Bilbao Athletic-Ponferradina, Llagostera-Girona y Almería­–Albacete.

Anquela, que tendrá que ver el partido desde la grada por la sanción de un partido tras su expulsión en Elche, ha escondido sus cartas toda la semana sobre la alineación, aunque sí ha reconocido que no piensa hacer demasiados cambios en el esquema de juego en relación al último partido, donde los oscenses ganaron en seriedad defensiva y estuvieron a punto de llevarse los tres puntos si no hubieran perdonado varias ocasiones clarísimas. El técnico ha admitido que es el partido que más contento ha acabado con el bloque defensivo por lo que se prevé que en ataque vuelva a optar por la experimentada y sacrificada pareja Camacho-Arruabarrena, relegando de nuevo a Luis Fernández al banquillo.

Con todo, el once tendrá varias novedades ya que regresan dos fijos para Anquela como Íñigo López y Darwin Machis, que se perdieron el último encuentro por acumulación de tarjetas. En portería repetirá Leo Franco con una zaga compuesta por Óscar Ramírez en el lateral derecho, Íñigo López y Carlos David como pareja de centrales y Christian Fernández en el lateral izquierdo, después de que haya superado las molestias que le obligaron a pedir el cambio el pasado domingo ante el Elche. Morillas también está plenamente recuperado, pero Anquela parece haberse decantado más por el cántabro para esta posición sacrificando mayor presencia en ataque.

En el centro del campo volverá la dupla Fran Mérida-Bambock y las principales dudas están en las bandas. El venezolano Machis, pichichi con 7 goles, regresará seguro pero en función de si ocupa el carril derecho o el izquierdo, tendrá como compañero a su compatriota Alexander González –que ha cuajado buenas actuaciones en sus tres únicas apariciones– o a Tyronne.

En el último entrenamiento de ayer, Anquela trabajó sobre todo la velocidad de circulación de balón con varios ejercicios de rondos y también la afinación de una puntería que sigue siendo uno de los principales déficits, junto con su paupérrimo bagaje como local tras haber dejado escapar 26 de los 36 puntos en El Alcoraz.

Los oscenses confían en seguir siendo una de las ‘bestias negras’ de la temporada del Mallorca, al que ya ganaron en la ida en Liga y en la eliminatoria de Copa. Los de Fernando Vázquez, pese a su desembolso económico en el mercado de invierno, llegan tocados con dos derrotas y un empate en sus tres últimos partidos y con bajas muy sensibles como las del delantero Óscar Díaz.

Además, esta semana casi se ha hablado más en Mallorca de los actos de su centenario, que arrancan mañana, que de un encuentro que volverá a ser muy especial para Jesús Cabrero, nacido en Bolea, a apenas 20 kilómetros de Huesca, y que defenderá la portería bermellona ante la lesión de Wellenreuther. También tendrá cierto morbo la presencia de Carlos Javier ‘Torito’ Acuña, con el que la SD Huesca tenía un acuerdo de varias temporadas para este mercado de invierno pero que finalmente no llegó a cuajar y que el jugador negó públicamente.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión