Despliega el menú
Deportes

El CAI mide su recuperación

El equipo aragonés visita hoy al Manresa en clara línea ascendente. Ha ganado cinco de sus siete compromisos desde la llegada al banquillo de Andreu Casadevall.

Sek Henry, base del CAI Zaragoza, defiende a Markovic en el partido del pasado domingo frente al Unicaja.
Sek Henry, base del CAI Zaragoza, defiende a Markovic en el partido del pasado domingo frente al Unicaja.
oliver duch

En sus últimas actuaciones, el CAI ha emitido señales positivas. Sobre todo ante el Unicaja de Málaga, el pasado domingo, cuando completó su mejor actuación de toda la temporada. En un duelo de muy mal pronóstico, ante uno de los conjuntos más imponentes del baloncesto español, el conjunto aragonés fue un bloque solidario, enérgico, comprometido y perseverante en el esfuerzo.

Y cuando aplica esas máximas, adquiere una convicción en su juego capaz de intimidar a cualquier rival y en cualquier escenario. Por ello, el conjunto zaragozano comparece hoy, en la pista del Manresa (20.45, Movistar+), con una fe inexorable en sus posibilidades de triunfo. Sigue ofreciendo altibajos en su juego, y todavía presenta diferentes desequilibrios que necesita solventar. Sin embargo, ya transita por el camino correcto, y es un bloque equilibrado, cada vez más seguro de sus fuerzas.

De momento, el cambio de tendencia resulta evidente: desde la llegada al banquillo de Andreu Casadevall, los aragoneses han firmado el triunfo en cinco de sus siete actuaciones. Superaron al Estudiantes y al Unicaja de Málaga, en la Liga Endesa; e hicieron los propio con el Sluc Nancy, el Ratiopharm Ulm y el Reyer Venecia, en la competición continental.

Al margen de las victorias, el técnico ha recuperado a varios efectivos para la causa. Jugadores como Sek Henry y Robin Benzing han elevado sus prestaciones en las últimas jornadas; mientras que Pere Tomás, prácticamente inédito en el tramo inicial de la competición, no sólo ha adquirido un mayor protagonismo, sino que ha respondido sobre la pista con actuaciones muy decorosas.

También Norel y Bellas han dado un importante paso adelante en su juego; y Joan Sastre, actualmente el jugador más fiable de los zaragozanos, ha sabido mantener su notable rendimiento pese a sus problemas físicos.

Reforzado por sus últimas victorias, el CAI se somete hoy a otro examen de envergadura. Visita la pista del Manresa, un adversario sólido y competitivo, muy peligroso al calor de sus aficionados, que ha protagonizado un gran inicio de competición: en la actualidad suma cinco victorias, las mismas que el sexto clasificado, tras imponerse al Estudiantes, Murcia, Andorra, Tenerife y Obradoiro.

"Están donde están porque se lo merecen", advierte el entrenador del CAI Zaragoza, Andreu Casadevall, quien subraya el carácter competitivo de un rival "que no baja la guardia en ningún instante", tal y como evidencian "sus triunfos en Tenerife y en Santiago de Compostela".

"Se trata de un equipo muy activo en defensa, donde todos sus jugadores aportan. No tiene nada que ver con el Manresa de otros años", insiste Casadevall. Los catalanes, en este sentido, encajan 77,45 puntos de media por partido, guarismos muchos más favorables que los presentados por los aragoneses (83,09) tras 11 jornadas de competición. Sin embargo, es el segundo equipo menos productivo de la Liga, con sólo 71,09 tantos anotados por duelo.

"Nos medimos con un equipo muy trabajado, que ha acertado con los extranjeros –añade el técnico de los zaragozanos–. Ellos tienen jugadores desequilibrantes como Simon. Además, cuentan con dos buenos bases, como Thomas y Hernández, y no debemos olvidar la aportación por dentro de Musli y la polivalencia de Ricky Sánchez".

Una vez más, Casadevall no podrá alinear a Drake Diener, quien, debido a sus problemas estomacales, no ha podido ejercitarse en las dos últimas semanas. El escolta, que padece la enfermedad de Crohn, abandonará el CAIZaragoza en los próximos días.

Etiquetas
Comentarios