Despliega el menú
Deportes
Suscríbete

Arranque de la temporada en el Pirineo

Las estaciones de esquí oscenses se estrenan con 65 km esquiables

En coincidencia con el puente de la Constitución y la Inmaculada, a excepción de Candanchú, que lo hará este jueves.

Las estaciones de esquí del Pirineo aragonés han iniciado este miércoles la temporada invernal en coincidencia con el puente de la Constitución y la Inmaculada, a excepción de Candanchú, que lo hará este jueves. 

Las estaciones de Cerler, Formigal y Panticosa, pertenecientes al grupo Aramón han abierto este miércoles la campaña invernal junto a Javalambre, en la provincia de Teruel, y se sumarán así a la estación turolense de Valdelinares, que abrió la temporada el pasado sábado.

En total, las estaciones del grupo han puesto en funcionamiento 65 kilómetros esquiables si bien las nevadas que se siguen produciendo en la jornada del martes posibilitarán que se abran nuevas pistas y superficies a lo largo del puente.

Cerler ha abierto este miércoles 11 remontes, 13 pistas y 22 kilómetros esquiables con espesores de entre 20 y 40 centímetros de nieve polvo, mientras que Formigal se ha estrenado con 11 remontes, 21 pistas, 25 kilómetros esquiables y espesores entre 25 y 40 centímetros de nieve polvo.

En Panticosa se han puesto en funcionamiento 9 remontes, 12 pistas y 5 kilómetros esquiables con espesores entre 20 y 40 centímetros de nieve polvo.

En Teruel, Javalambre ha abierto con 6 remontes, 8 pistas y 6,7 kilómetros esquiables con espesores entre 20 y 50 centímetros de nieve polvo y Valdelinares 10 remontes, 7 pistas, 6 kilómetros esquiables y espesores entre 35 y 70 centímetros de nieve polvo y dura.

Por su parte Astún ha iniciado la temporada con 13 kilómetros esquiables cubiertos con nieve polvo y Candanchú tiene previsto iniciar la temporada este jueves.

Etiquetas