Comunicación
Suscríbete

TELEVISIÓN

Guiones incompletos para evitar que se filtre el esperado final de 'El internado'

Los actores ruedan a puerta cerrada sin conocer cómo terminará la complicada trama y los guionistas anuncian "muchas muertes" en los últimos capítulos de la serie.

Iván mira a través de las rejas que rodean el internado.
Guiones incompletos para evitar que se filtre el esperado final de 'El internado'
ANTENA 3

Solo los guionistas saben cómo terminará la serie 'El internado'. Ni siquiera los actores protagonistas conocen la solución a los grandes enigmas que rodean el centro escolar Laguna Negra. El objetivo es que ningún espectador tenga información privilegiada cuando llegue el esperadísimo capítulo final este próximo otoño.

En la era de la información es difícil evitar las temidas filtraciones de datos en internet, pero la productora de 'El internado' se las ha ingeniado para guardar el gran secreto. Por un lado, abundan las medidas de seguridad en torno a los rodajes, que se hacen a puerta cerrada y sin que los propios actores sepan qué ocurre en el plató cuando ellos no están. Por otro, se ha fragmentado el guión de la serie de manera que nadie tiene un documento completo: cada actor recibe sus líneas sin conocer a quién están dirigidas ni la razón de cada escena.

Yon González, el malcarado Iván en la serie, admite que verá el capítulo final "por televisión y como un espectador más, sin saber lo que va a pasar". Ni siquiera sabe si Iván morirá en las últimas escenas. "No tengo especial interés porque Iván se muera en el último capítulo, me da igual porque confío en los guionistas y sé que me van a escribir un gran final", aventura.

Los guionistas no han soltado prenda de cuáles serán las líneas argumentales de los últimos capítulos, aunque sí han anunciado que se esperan "muchas muertes, incluso de los protagonistas".

Blanca Suárez, que encarna a Julia, el gran amor de Iván, admite que le gustaría ser uno de los protagonistas que mueren al final de la serie. "Las cosas están tan liadas que no todo puede acabar bien. Habrá cosas que se resuelvan de forma feliz y otras que no; si pudiese escoger, optaría por un final trágico", ha señalado.

Para simbolizar el adiós definitivo de la serie, la productora ha decidido destruir todos los decorados cuando se culmine el capítulo final. Por eso, algunos de los actores han pedido quedarse con algún objeto de recuerdo. Martín Rivas, Marcos en la serie, se quedará con el anillo que sirvió como pista en la primera temporada. Yon González, por su parte, ha pedido quedarse con el uniforme "para enmarcarlo". Blanca Suárez y Elena Furiase (Vicky en la serie) ya tienen varias cosas fichadas. "Nos hemos dado una vuelta por la cocina y nos quedaremos con algún recuerdo", aseguran.

Etiquetas