Despliega el menú
Comunicación

Sandra Barneda: "Muy pocos superarían las tentaciones"

Conduce 'El debate de las tentaciones', que este viernes emite Cuatro. "Si volviese a la actualidad seguiría teniendo credibilidad".

Programación Television
Sandra Barneda
MEDIASET ESPAÑA

Para que también en casa se hable de las relaciones de pareja, Sandra Barneda (Barcelona, 44 años) es la presentadora de 'El debate de las tentaciones'. El programa (22:00 horas en Cuatro) analiza lo ocurrido en 'La isla de las tentaciones', donde cinco parejas conviven, por separado, con diez solteros del mismo sexo. El formato cuenta este viernes con la presencia de Christofer, el concursante que más interés ha generado.

¿Qué le convenció para presentar este programa?

El hecho de hablar de la pareja, más allá de lo que es el programa. Pensamos que la pareja funciona cuando no hay conflicto, y eso no es verdad. Nos da vergüenza hablarlo incluso con nuestros amigos.

¿El objetivo es llegar a los hogares?

Me gustaría haber llegado a eso, a que en casa se hable de esto. Siempre digo que tenemos en la cabeza unas creencias que nos hacen tener unas expectativas muy altas, y por eso nuestro sufrimiento también lo es. Creo que en concepto de pareja estamos en el VHS, y este programa tiene que servir para cambiarlo. Que no nos dé vergüenza, que no juzguemos tanto. Más allá de los concursantes, que son unos valientes y están en un 'reality', hay un entramado que es la vida real. Te pone en una situación en la que te cuestionas tu propia seguridad y te saltan los miedos del abandono, del no sentirte querida, de que te han engañado en un momento y no lo superas. pero no hay que hacer incendio. Por encima de todo está el debate de la pareja.

¿Cree que hay un retroceso en las parejas jóvenes?

En cuanto a la gente joven, yo soy de las que quiere ver el vaso medio lleno. Hay una hornada que tiene unos celos exagerados y tal, pero también hay otra que está superliberada. Cuando era joven no me gustaba que la gente me juzgara por serlo, y creo que depende de con quién te muevas.

¿Le hubiese gustado saber por adelantado lo que pasaba en cada entrega?

La verdad es que no. Me lo plantearon así y me pareció muy bien. Tiene el hándicap de que está grabado, pero no me han hecho ningún 'spoiler'. Pensé que en algo tan emocional como esto yo me quería implicar. Y si supiese lo que va a ocurrir, no lo haría tanto.

Cruce de pasiones

¿Habría participado en un programa así?

Yo creo que no, y también que un porcentaje muy bajo superaría las tentaciones. De hecho, la tentación no es solo lo obvio. Una de las cosas que me rayaría es, teniendo en cuenta cómo mi pareja me habla, ver cómo se muestra a otra persona.

¿Qué es lo más complicado de abordar en un debate?

Lo más complicado es el cruce de pasiones entre los que debaten. En directo, si hay quince personas que están muy entregadas a las tramas, con los micrófonos abiertos, que quieren hablar todos, y a todos les parece que hablan poco tiempo. a veces es complicado. Y cuando hay algún enfrentamiento, que no se mida. Yo en eso soy muy 'generala'. Me gusta la argumentación, no el descalificativo.

¿Hubiera preferido presentar otro tipo de formato?

Llevo doce años en Mediaset y creo que soy una de esas presentadoras que ha compaginado distintos géneros y que si volviese a la actualidad, seguiría teniendo una credibilidad alta. Las cosas las hago desde una verdad y honestidad que siento para bien y para mal. Pero en la vida siempre hay momentos para todo. Este es un formato para pasárnoslo bien y estoy encantada de volver a un debate.

Etiquetas
Comentarios