Despliega el menú
Comunicación

'Friends', amigos de moda

Pocas pueden disputarle a ‘Friends’ su lugar de honor en la historia de las series. El exitazo de los 90 vuelve, no solo a la pequeña pantalla sino también a los escaparates de las tiendas de ropa. Y no exento de polémica. Es el signo de los tiempos.

Matthew Perry, Matt Le Blanc, David Schwimmer, Courtney Cox, Lisa Kudrow y Jennifer Aniston: un elenco para enmarcar.
Matthew Perry, Matt Le Blanc, David Schwimmer, Courtney Cox, Lisa Kudrow y Jennifer Aniston: un elenco para enmarcar.
Heraldo

Algo más que una serie, con el paso de los años ‘Friends’ se ha convertido en parada obligatoria de la nostalgia noventera que, cada vez con más fuerza, disputa su trono a los omnipresentes 80. Entre 1994 y 2004, la creación de David Crane y Marta Kauffman fue capaz de conectar con jóvenes de medio mundo. Sus herramientas: el humor y el carisma de seis jóvenes neoyorquinos (Phoebe, Chandler, Ross, Rachel, Joey y Monica) que buscan su sitio en la vida. El tono de esta comedia representó aquella alegría de vivir de los 90, muy lejos aún de las crisis por venir. Y, también, claro, de las nuevas sensibilidades y límites de la sociedad del siglo XXI. Así como de los debates de trinchera en las redes sociales.

Recuperada por la plataforma Netflix (y, desde el pasado septiembre por la cadena española Neox, con excelentes índices de audiencia), la serie vuelve a estar de moda (literalmente). Los escaparates de la nueva temporada están llenos de prendas que recuerdan a las que lucían sus protagonistas. Pero ‘Friends’ también se ha situado en el centro de la polémica. Para los que la disfrutaron en su estreno, ‘Friends’ es un buen recuerdo. Es la serie de la Princesa Consuela Banana Hamock que inventó Phoebe, del mantra "nos habíamos dado un tiempo" de Ross, de las fanfarronadas del simple de Joey o de los desprecios de Rachel a Gunther. Pero a los ojos frescos de los llamados ‘millenials’, las tramas rezuman racismo (no hay apenas personajes negros), y homofobia (por los comentarios de Ross que, por otro lado, tiene una exmujer lesbiana, o de Chandler sobre su padre transgénero). También sobrevuela sobre ‘Friends’ en 2018 la sombra del machismo (pese a ser una producción paritaria, donde las actrices eran tan protagonistas como los hombres). El debate está servido y listo para ser enmarcado, como la mirilla de la serie.

Rachel: la huida hacia delante

La evolución. Rachel Green (interpretada por Jennifer Aniston) es uno de los personajes que más evoluciona en la serie. Mimada y coqueta, Rachel abandona su jaula dorada para lanzarse a la vida por su cuenta en Nueva York.

Su estilo. Cuando la serie estaba en su apogeo, el corte de pelo de Rachel fue uno de los más demandado en las peluquerías de medio mundo. Su ropa es un compendio de ‘hits’ noventeros: ombligo al aire, pantalones anchos, sudaderas deportivas, vestidos ceñidos...

Algo más que una amistad

Rachel y Ross: la tensión sexual que se resolvió. La guadianesca relación entre los personajes interpretados por Aniston y Schwimmer es uno de los pilares argumentales de la serie. El estilo de ellos. Las corbatas de los ‘looks’ de trabajo de los chicos de la serie son para olvidar. Fuera del trabajo, priman las camisetas y camisa abierta por encima.

Amistad femenina. Haciendo honor al título, la relación entre las mujeres de la serie es entrañable. Minifaldas y pantalones anchos. En los 90, las faldas o muy cortas o hasta el tobillo. Los pantalones, anchos.

Vaqueros a ‘tutiplén’. La moda vaquera siempre estuvo presente a lo largo de los diez años en que se emitió ‘Friends’: aparecieron varias hormas de vaquero, petos, chalecos, cazadoras y muchas camisas ‘denim

En la variedad está el gusto

Carreras desiguales. De todos los protagonistas, Aniston es la que más alto ha llegado en el cine. Los demás han llevado carreras más discretas. Joey (Matt Le Blanc) protagonizó un ‘spin off’.

Mónica, doña perfecta: Tan maniática como insegura, Monica y su relación con Chandler representan la estabilidad sentimental. Su estilo. Quizá el más ecléctico de todos, incluyendo el pelo.

De ‘smelly cat’ a princesa consuela

Phoebe, el verso libre. Mucho menos ingenua de lo que podría pensarse por su surrealista humor, siempre permanecerá en la memoria de sus fans cantando ‘Smelly Cat’, absurdo himno de los despreocupados años 90. Su estilo. Guiños hippies y muchos complementos. Vestidos estampados y chalecos.

Profesional de la moda. A Rachel Green le gusta la moda, tanto que hace de ella hace su profesión, trabajando como asistente de moda en los grandes almacenes Bloomingdale’s y en Ralph Lauren.

Torpe entrañable

Chandler Bing. Metepatas profesional, a Chandler le redime su amor por Monica. Tan insegura como él, son tal para cual.

Su estilo. Trajeado para su (misterioso) trabajo, fuera de él luce camisas y pol

Etiquetas
Comentarios