Despliega el menú
Comunicación
Suscríbete

Radio y televisión públicas

Bermúdez de Castro asegura que la televisión pública es "barata"

El nuevo contrato-programa asegura plantilla y presupuesto para CARTV hasta 2016. El coste estimado pasará de los 42,3 millones de euros fijados para 2013 a 43,9 en 2016.

Roberto Bermúdez de Castro, en las Cortes
Bermúdez de Castro asegura que la televisión pública es "barata"
CORTES DE ARAGON

El contrato-programa pactado entre el gobierno de Aragón y la Corporación Aragonesa de Radio y Televisión (CARTV) con un marco temporal hasta 2016 garantiza la estabilidad de las plantillas de la radio y la televisión públicas y sus empresas suministradoras y una financiación adecuada durante estos tres años.

El Consejo de Gobierno aragonés aprobará mañana este contrato-programa que, según el consejero de Presidencia y Relaciones Institucionales, Roberto Bermúdez de Castro, dota a la CARTV de un marco estable de financiación y define en contenido del servicio público de la radio y la televisión autonómicas.

Entre otros contenidos, el contrato-programa fija el coste estimado de prestación de servicios, que pasará de los 42,3 millones de euros fijados para 2013 a 43,9 en 2016.

A la vista de estas cifras y teniendo en cuenta los porcentajes medios de audiencia, que rondan el 11 por ciento, la televisión pública aragonesa es "barata", según el consejero, quien también ha recordado que Aragón TV es la televisión autonómica más vista de España.

El contrato-programa, además, permitirá asumir con más garantías la deuda que acumula la CARTV, de más de catorce millones de euros y que se generó entre los años 2008 y 2010 por la suscripción de varios patrocinios deportivos.

Además, en el documento se hace una propuesta general de contenidos entre 2013 y 2016 y que establece que el número de horas de informativos pasará en ese periodo de 1.860 a 1.930; el número de horas dedicadas al deporte de 200 a 250, y que los contenidos de entretenimiento bajarán de 6.700 a 6.580.

Y se establece como eje de acción el apoyo a la producción audiovisual aragonesa.

El consejero ha defendido el modelo de la televisión autonómica y ha rechazado las acusaciones de falta de pluralismo político, de imparcialidad y de falta de veracidad vertidas por las portavoces de IU y CHA, Patricia Luquin y Nieves Ibeas, respectivamente.

Carlos Tomás, diputado del PSOE, se ha mostrado de acuerdo con el contrato-programa, porque garantiza los puestos de trabajo en una profesión, la periodística, especialmente azotada por el paro; permite mantener el actual modelo de radio y televisión públicas, y producirá retornos de empleo gracias a nuevos productos televisivos.

Para el portavoz del PAR, Alfredo Boné, las audiencias avalan que el producto de Aragón TV es "de alta calidad".

Ha agregado que el hecho de que el contrato-programa abarque dos legislaturas garantiza su estabilidad, aunque también ha considerado que la financiación prevista es "justa, justísima, con el mínimo indispensable para seguir funcionando".

Finalmente, por el PP, Fernando González ha asegurado que en la televisión pública hay "consenso, pluralidad, claridad y rigor".

Etiquetas