Despliega el menú
Comunicación
Suscríbete

Consejo de Ministros

El presidente de RTVE podrá ser nombrado sin consenso

El Gobierno ha aprobado un decreto ley que permitirá que el Congreso nombre presidente de RTVE por mayoría absoluta y no por dos tercios, lo que habilitará al PP para aprobar esa designación sin contar con otros grupos políticos.

El Gobierno ha aprobado un decreto ley que permitirá que el Congreso de los Diputados nombre al presidente de RTVE por mayoría absoluta, y no por dos tercios, lo que habilita al Grupo Popular para aprobarlo con sus votos.

El PP podrá así recurrir a su mayoría absoluta para elegir al presidente de la Corporación si no llega a un consenso con otros partidos y, en concreto, con el principal grupo de la oposición (PSOE).

La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, ha informado de que el Gobierno ha aprobado este Decreto Ley para resolver el bloqueo que sufre la Corporación RTVE ante la vacante de presidente, que dimitió la pasada legislatura, y ante la falta de acuerdo entre los grupos parlamentarios para sustituirlo.

La ministra portavoz ha anunciado además que el número de consejeros de la Corporación se reducirá de 12 a 9 y que no tendrán dedicación exclusiva, ni asignación salarial, salvo lo que perciban en concepto de dietas por asistir a las reuniones.

La única excepción la constituirá el propio presidente de la Corporación, ha informado Sáenz de Santamaría, quien ha recordado que el sueldo de cada uno de los consejeros ascendía a 110.000 euros anuales.

Soraya Sáenz de Santamaría ha incidido en la necesidad de desbloquear la actual situación de la Corporación, ante la vacante de varios consejeros y del propio Presidente, un bloqueo, ha dicho, "que impide presentar las cuentas anuales y los presupuestos para el presente ejercicio".

El decreto aprobado modifica la ley de 2010, en función de la cual se nombró con votos de PSOE y PP a los dos anteriores presidentes de RTVE y exige menos consenso para el nombramiento, aunque Soraya Sáenz de Santamaría ha insistido en que seguirán buscando el acuerdo de dos tercios.

La vicesecretaria general del PSOE, Elena Valenciano, ha calificado de "golpe de mano" y "golpe institucional" del Gobierno el cambio de método para nombrar al presidente de RTVE, y ha afirmado que esto pone "fin a la televisión plural".

Nada más conocerse el decreto, Valenciano ha criticado duramente esta decisión desde su cuenta de Twitter. En el mismo sentido se ha pronunciado el secretario de Organización del PSOE, Óscar López.

La vicepresidenta ha respondido que "lo que no era en 2006 un golpe institucional, tampoco lo puede ser en 2012".

"Hemos trabajado para conseguir el acuerdo pero no puede demorarse sine die", ha dicho también.

Así, ha hablado de "problemas muy graves" en RTVE, que "desde hace meses no tiene presidente" y, en su ausencia, no puede presentar el anteproyecto de presupuestos y ejecutar así el recorte de 203 millones de euros establecido por el ejecutivo para los mismos.

Soraya Sáenz de Santamaría ha explicado que ante las "serias dificultades" para cumplir el ajuste que presenta la Corporación "debemos proceder a fórmulas de desbloqueo" consistentes, básicamente, en "volver al sistema de la Ley de 2006" en lugar del previsto hasta ahora.

Esto es, señaló, "la designación seguirá siendo parlamentaria" pero, tal y como preveía aquella norma, cuando no sea posible la aprobación por dos tercios del nombramiento de Presidente y consejeros de RTVE, se votará por mayoría absoluta.

Aquél sistema "se aplicaba para ese año", pero ahora el decreto permite que se aplique también en el presente.

El ex presidente de la Corporación RTVE, Alberto Oliart, dimitió el pasado 6 de julio de 2011 por motivos de "estricto carácter personal". Como su predecesor Luis Fernández, Oliart fue nombrado con el acuerdo de PP y PSOE.

Etiquetas