Despliega el menú
Aragón

Cierra la capilla ardiente de la duquesa de Alba

El cadáver será trasladado a la catedral de Sevilla para el funeral.

La capilla ardiente con los restos mortales de la XVIII duquesa de Alba, instalada en el Salón Colón del Ayuntamiento de Sevilla, cerró a las once de esta mañana, y comienzan los preparativos para trasladar el cadáver a la catedral de Sevilla para el funeral.

El alcalde de Sevilla, Juan Ignacio Zoido, ha dicho hoy que más de 80.000 personas han dado su último adiós a Cayetana Fitz-James Stuart y de Silva, fallecida ayer a los 88 años de edad en su domicilio del Palacio de las Dueñas.

Centenares de personas se encuentran en la plaza Nueva, sede del ayuntamiento, y en la avenida de la Constitución para acompañar al cortejo fúnebre en su camino hacia la catedral hispalense.

La capilla ardiente de Cayetana Fitz-James Stuart y de Silva abrió este jueves poco después de las dos de la tarde y cerró a las once de la noche. Este viernes abrió a las nueve de la mañana y permaneció abierta hasta las once.

Después comenzaron los preparativos para trasladar el féretro hasta la catedral de Sevilla, donde el cardenal arzobispo emérito hispalense Carlos Amigo Vallejo oficiará el funeral.

Poco antes de mediodía, el cortejo partirá desde el ayuntamiento hacia la catedral, distante unos doscientos metros.

El arzobispo de Sevilla, Juan José Asenjo, concelebrará con el cardenal Amigo el funeral, al que asistirá la infanta Elena en representación del rey y el ministro de Defensa, Pedro Morenés, en representación del Gobierno.

Tras la ceremonia religiosa los restos de Cayetana de Alba serán trasladados al cementerio de San Fernando, donde serán incinerados, y después parte de sus cenizas se trasladarán a la iglesia del Cristo de los Gitanos de Sevilla.

Allí quedarán depositadas en una capilla dedicada a la duquesa que podrá ser visitada por el público, según ha confirmado el Hermano Mayor de la Hermandad, José Moreno Vega.

El resto de las cenizas se llevarán al panteón familiar que la Casa de Alba tiene en el convento de la Inmaculada Concepción de Loeches (Madrid), donde están enterrados los dos primeros maridos de la duquesa, así como sus antepasados.

Etiquetas