Despliega el menú
Branded
Suscríbete

FORMACIÓN

¿Qué curso es el más adecuado?

>> La oferta formativa para desempleados cambia con rapidez con el ánimo de adecuarse a las necesidades del momento.>> En Aragón, hay sectores que apuntan al despegue como son la logística y el relacionado con los servicios sociales.

En épocas de crisis, la demanda de formación se incrementa de forma muy notable. Formarse para asegurarse la continuidad en el puesto laboral o para encontrar un trabajo. En la actual situación, son miles las personas que se plantean la realización de cursos que les permitan ampliar su currículo y mejorar sus expectativas laborales.

La oferta que engloba el Plan de Formación para el Empleo, que gestiona el Inaem, es tan amplia que es fácil perderse. Por eso, tal y como señala María Eugenia Martínez, su responsable, lo primero es partir de la realidad personal. “Hay que tener claro cuál es el punto de partida de cada uno: formación inicial, habilidades y preferencias. Y a partir de ahí, buscar la opción que más se ajuste al perfil. Si esto se tiene claro, uno puede lanzarse a buscar el curso o cursos que más le convengan. Algo que puede realizar a través de nuestra web, donde se recoge tanto la oferta del Inaem como la que se gestiona desde los centros colaboradores (academias y centros formativos acreditados), los agentes sociales (confederaciones empresariales y sindicales) y otras entidades (como el Instituto Tecnológico de Aragón, Universa...)”.

Una vez localizado el curso o los cursos (hasta un máximo de cinco) en la web, es fácil realizar la preinscripción. Basta con rellenar una ficha en la que se solicitan datos personales y de formación. Una vez enviada, llega tanto al Inaem como al centro o entidad que se encarga de impartir el curso. Allí, se realiza una primera preselección en la que se desestiman los candidatos que no cumplen algunos de los requisitos básicos (como que su formación inicial no se corresponda con la del curso). Y, dada la actual situación, en la que hay cursos cuya demanda multiplica por 20 el número de plazas ofertadas, en muchos casos, es preciso una segunda selección, una prueba de acceso cuyos criterios están claramente establecidos en función de las características de cada curso.

También en las páginas web y oficinas de todas estas entidades es fácil localizar la oferta formativa. Es una oferta que cambia con rapidez, variada en cuanto a contenidos, destinatarios y duración de los cursos. En todos los casos, son cursos de gratuitos, ya que se financian con fondos públicos.

Servicio de orientación

Cuando no se tiene claro hacia dónde dirigirse, lo más recomendable es acudir a los servicios de orientación para el empleo. Es decir, o bien a alguna de las oficinas del Inaem, o bien a alguna de las sedes sindicales, de la CREA o de Cepyme.

Su objetivo es encaminar a todas las personas que lo necesiten hacia su mejor opción. En este sentido, María Eugenia Martínez asegura que “es muy importante saber que alguien puede ayudarte en la búsqueda. Y esa es la misión de los orientadores. Quizás no puedan brindarte la ayuda en el mismo momento que se solicita, pero llegará”. También en la página web del Inaem existe un capítulo de autoayuda que puede resultar muy útil.

Martínez comenta la importancia que tiene la formación de base, que “es fundamental”. Así como “llevar y seguir una misma línea, no saltar de curso en curso que nada tienen que ver”.

En este ámbito, también existen empresas especializadas, consultorías, que ofrecen al trabajador una formación individual en cuanto a la mejor opción para su perfil, teniendo en cuenta la demanda empresarial de cada momento. Asimismo, cobra especial relevancia la formación en habilidades sociales. Eduardo Sanz, responsable de formación y consultoría de Ayanet, comenta sobre este punto que, “a veces, con un mismo currículo, la diferencia del perfil de un candidato viene marcada por su dominio o no de ciertas habilidades sociales para el desempeño del puesto de trabajo. Habilidades tales como su capacidad de diálogo, de trabajo en equipo, de liderazgo, etc.”.

Objetivo: la reinserción

Encontrar un trabajo o mejorar en el puesto actual es el fin último de la formación. De ahí que sea importante conocer cuáles son los yacimientos de inserción laboral en cada momento. Algo que en época de crisis se complica. Sin embargo, existen en Aragón algunas tendencias claras. Manuel Martínez, responsable de formación de CC. OO. señala que “hay algunos sectores que despuntan o despuntarán a corto-medio plazo. Por ejemplo, todo lo relacionado con la logística, teniendo en cuenta que Zaragoza va a disponer de un centro nacional de logística. También está en auge el campo de la seguridad privada; todo lo que tiene que ver con el empleo verde y las energías renovables, así como el tiempo libre y la educación en el tramo de 0 a 3 años. Igualmente en despegue se encuentra el ámbito de la atención a la dependencia, ayuda socio-sanitaria y domiciliaria de cara a la aplicación de la Ley de la Dependencia de Aragón”. En esa misma dirección apunta Gloria Muñoz, secretaria de formación de UGT. “El momento es difícil -asegura-, pero el horizonte laboral está en la gestión medioambienatl y las energías renovables, así como en los servicios sociales, tanto educativos como sanitarios”.

En cualquier caso, es difícil establecer una línea. Según la responsable del Inaem, “se corren riesgos de formar demasiada gente en un determinado campo. Por ejemplo, hoy hay demanda de carreterilleros, pero sería un error repetir cursos y cursos, porque al final no habrá plazas para todos. Lo importante es diversificar. Por eso la oferta cambia rápidamente”.

Etiquetas